Será la primera temporada completa de Anthony en los Knicks

Knicks: la solución ya está en casa

Parece que, a cada hora que pasa, aparece un nuevo rumor de traspaso a los New York que les convierte inmediatamente en serios aspirantes al próximo anillo. Tanto el mercado de agentes libres como la llegada de un nuevo jugador de primer nivel vía intercambio a la franquicia, son a menudo tomados como el camino que lleve a los Knicks de vuelta a las Finales de la NBA. La posible incorporación de está siendo, en particular, analizada y desmenuzada hasta lo más mínimo estos días.

Pero quizá el ingrediente clave que aporte tal potencial mejora en la Gran Manzana ya esté dentro del vestuario de los Knicks. La simple realidad de los hechos nos debe llevar a considerar que New York ya tiene a dos superestrellas en su roster. Perennes All-Stars que, además, no dejan de mostrar su constante entusiasmo por estar ligados a los Knicks y a lo que el equipo representa para la ciudad de New York.

Pero puede que, entre ambos, no haya habido todavía suficiente tiempo como para cohesionarse como una sola unidad. Al fin y al cabo, solo ha compartido las taquillas del Madison Square Garden con Stoudemire y el resto de la plantilla durante menos de tres meses.

El mejor movimiento que pueden hacer los Knicks para encarar esta temporada debe empezar desde el staff técnico. Mike D’Antoni tiene que exigir más a Carmelo Anthony para poder sacar más de él. El equipo necesita que Melo sea un líder, un ganador. Lo que significa entrenar y jugar siempre con concentración y determinación.

Y no estamos aquí para seguir alimentando la ya extendida noción de que Carmelo Anthony no defiende. Sí lo hace. De lo que se trata es de que lo haga con dureza en todas y cada una de las posesiones. Por el contrario, en lo que sí debe D’Antoni incidir sobre Anthony es en su selección de tiro. Carmelo Anthony podría ser el anotador más potente de la NBA por la facilidad con la que encuentra el aro desde muchas y distintas situaciones del juego. Así que sí es beneficioso para el conjunto que Melo lance mucho a canasta. El cambio debe estar en que esos lanzamientos formen parte de la fluidez de los sistemas ofensivos, y no provengan tan a menudo de situaciones forzadas o de uno contra uno.

Si los Knicks quieren subirse al siguiente nivel competitivo, el más alto, necesitarán que sus estrellas den un paso firme hacia delante. Amar’e Stoudemire se puso a la franquicia a sus espaldas durante la mayor parte de la temporada pasada. Será necesaria una pasión similar en tal esfuerzo también por parte de Anthony si New York quiere llegar lejos en los Playoffs.

Es el momento de que Carmelo Anthony le demuestre algo a New York. Mostrar en la pista que está allí porque lo que le importa es el crecimiento del equipo de la ciudad donde nació, y no para conseguir más contratos de esponsorización. Anthony tiene lo que hay que tener para convertir, por fin, a los Knicks en un aspirante serio y continuo al título. Ojalá los fans de New York puedan ver este año, con más partidos con Anthony en sus filas, que traer a Melo a cambio de romper una plantilla que funcionaba fue una buena inversión.


Canal Telegram
nbamaniacs no termina aquí. Síguenos en nuestro canal privado de Telegram para estar al día de la NBA.