Nerlens-Noel

La (no) vuelta de Nerlens Noel para este año y otras consideraciones a tener en cuenta

Despertarse con noticias así nunca es plato de buen gusto. Ayer conocíamos de mano del entrenador Brett Brown que podría perderse toda la temporada debido a la lesión que sufrió en el ligamento de su rodilla izquierda el pasado 12 de febrero. Una interrupción de lleno y aún más prolongada en la carrera de un rookie que apuntaba a Nº1 del pasado draft. A pesar de tener en la balanza estas nada ligeras condiciones, ¿podría de verdad considerarse esta situación como un jarro de agua fría para los ?

Uno, según lee de primeras las palabras de Brown, puede pensar que efectivamente es otra piedra más en el camino de una franquicia que no encuentra su momento de suerte. Inevitablemente, viene a la mente como un fantasma el calvario que tuvieron que sufrir con Andrew Bynum y los casi 17 millones de dólares que se embolsó por no hacer otra cosa que tomarse a broma su estancia en Philadelphia.

Sin embargo, lo de Noel bien merece una reflexión aparte, por muy breve que sea. Cuando Brown señala aquello de “dudo y creo que todo el mundo duda de que vaya a jugar este año”, no hay ni siquiera un ápice de improvisación. Todo estaba medido, al igual que lo está el objetivo que se maneja en la organización desde hace muchos meses.

Hablar de tanking parece algo así como la fruta prohibida. Es el término que todos los equipos quieren evitar usar en su vocabulario de pretemporada, siempre protegiéndose de las críticas que admitir algo así conllevaría. No pueden decir que su meta es tener el peor registro posible para lograr tener una mejor elección en el próximo draft. Pero aunque no lo vociferen, la realidad es la que es, y el objetivo de los 76ers pasa por estas circunstancias.

Por lo tanto, si éste es el pan que los aficionados de los Sixers tienen que comer en este curso, ya no debe sorprender que Noel no vaya a jugar. De hecho, es lo inteligente visto lo visto. Para qué se va a forzar a un prometedor jugador, deben pensar en sus oficinas y banquillo, si va a dar igual si se ganan unos cuantos encuentros más porque las opciones de entrar en playoffs parecen ahora mismo casi una utopía. Es más, ya no es que dé igual si se ganan unos cuantos partidos por recuperarle antes, es que puede que hasta sea mejor no ganarlos por aquello de un peor balance y ese tipo de consideraciones.

Ahora, las miras con Noel deben estar en recuperarle con totales garantías. Si el discurso por parte de los 76ers es éste, ya no se puede estar dando marcha atrás con él. Es tiempo cuidar su físico e incluso potenciarlo, siempre con el rabillo del ojo puesto en el siguiente verano. Y qué verano les espera.

El tiempo estimado para su vuelta estaba en torno a los 6 u 8 meses. Es decir, que ahora debería estar afrontando una etapa bastante cercana a su recuperación; en cambio, el discurso que se saca ante los medios como si nada es el de mostrar las serias dudas con su participación en esta campaña. Como si ya no importara tanto eso de cuidar las formas y dejar al aire esas famosas intenciones de tanquear.

Vuelva o no vuelva a las canchas en esta temporada, las gestiones en otras líneas diferentes por parte de Philadelphia han sido demasiado descaradas en demasiadas ocasiones. Ya no sólo por el sorprendente traspaso de Jrue Holiday; ya no sólo por esperar hasta la segunda semana de agosto para contratar a un técnico que dirigir tu proyecto; y ya no sólo por ver que cada vez que sale el nombre del equipo en el círculo mediático no es para otra cosa que para hablar del Draft 2014.

Si Noel finalmente no disputa ningún minuto, sólo tiene un punto con un reproche más que evidente. Ése no es otro que la formación que podría haber adquirido en un año donde las presiones iban a ser ínfimas, y donde podía adquirir un rol de líder en el equipo. Eso sin añadir la importancia de acumular encuentros en una liga como la NBA. Pero no todo podía salir según los planes.

Por lo tanto, cuando se ponga el grito en el cielo por la mala suerte de los 76ers o no encajen en los calendarios personales los tiempos que había previstos para el regreso del ex de Kentucky, cabe antes un somero respiro. Las directrices de la franquicia están trazadas y todo lo que vaya ocurriendo con este tema irá en consonancia de lo marcado. Y sí, de nuevo el próximo verano aparece en el horizonte de las intenciones, siempre esperando la deseada salida del sol para el equipo.


Newsletter | Canal Telegram | Apóyanos
nbamaniacs no termina aquí. Suscríbete a nuestra newsletter o síguenos en nuestro canal privado de Telegram en el que contamos cosas que ocurren entre bastidores.
  • Andrés Guerrero

    Una lástima por los aficionados de los 76ers, pero desde que llegó el Draft, la palabra “Tankin’ ” está puesta con letras de liquidación en el Wells Fargo Center

  • javinba

    Este verano todo han sido críticas para la dirección de los sixers y será así todo el año. Pero si el año que viene consiguen el n°1 en el draft y eligen a wiggins y este resulta ser lo que se espera de el y noel es lo que se espera de el tendrán el equipo con mas futuro de la nba y se reirán de las criticas. Si le añades uno o dos agentes libres de calidad (granger/deng/monroe/gay/bogut/shumpert/caron butler/etc) entonces habrán sido unos genios. El tiempo pondrá a cada uno en su sitio.

    • Go nash/go suns

      Estoy de acuerdo contigo, pero creo que en este caso el fin no justifica los medios.

      • javinba

        Cierto. Yo también creo que no esta justificado, pero para ellos que se juegan millones de dólares la ética esta de mas

  • jajaja

    COMANSÉ SUS PALABRAS11!!