Jeremy Lin Nike

Lin aprovecha los contratos con Nike y los Knicks

La nueva sensación de la NBA, , ya tiene cama propia. La noche anterior al arranque de su meteórico ascenso hacia el estrellato del baloncesto, Lin durmió en el sofá de un compañero. Hasta entonces, Lin había estado durmiendo como invitado en las casas de algún compañero o en la de su hermano ya que no poseía apartamento propio.

Los no le habían garantizado su contrato hasta final de temporada y, tras haber pasado por San Francisco y Houston durante el mes de diciembre, el jugador tomó la decisión de no tener casa propia a la espera de conocer más detalles de su futuro inmediato.

Pero con su explosión de juego, Lin ha sido catapultado a la fama. Se habla de él en todo el mundo, su figura levanta pasiones, tiene más de un millón de seguidores entre diversas redes sociales -con especial éxito en las de origen chino- y por supuesto, todo eso se está traduciendo en dinero y en mejores perspectivas económicas.

Nike extendió y mejoró el contrato con Jeremy Lin y la campaña mediática para aprovechar e impulsar el éxito del jugador acaba de empezar: “Cuando oigas tu número, estate preparado”. Se espera que Lin tenga su propia versión PE (Player Exclusive) de alguna de las zapatillas de baloncesto de Nike.

Los Knicks tuvieron dudas sobre si garantizar o no el contrato de Lin hasta final de temporada, pero afortunadamente para ellos postergaron la decisión hasta prácticamente la fecha tope para ello, y justo antes Lin inició su espectacular racha. El base ahora tiene garantizado su contrato hasta final de temporada, momento en el que será agente libre y en el que recibirá numerosas ofertas, con los Knicks como máximos favoritos para renovarle, pudiéndole ofrecer un salario inicial de 5 millones de dólares por temporada.

[ Relacionado: La situación contractual de Jeremy Lin ]

Por tanto, con un nuevo futuro por delante, Lin inició la búsqueda de un apartamento en el que pudiera vivir -y dormir en una cama-. Según el Wall Street Journal la nueva estrella de los Knicks ya ha firmado el contrato de su nueva casa, un apartamento situado en la planta 38 de un edificio en la zona del Downtown de Manhattan con vistas a la Estatua de la Libertad que estaba en alquiler por 13.000 dólares al mes y fue adquirido previamente por un inversor por 2,3 millones de dólares. El promotor inmobiliario que construyó el edificio ha afirmado que Lin ha obtenido un mejor precio de alquiler pero no quiso especificar la cifra.

“Es un bonito lugar para llegar a casa con unas impresionantes vistas”, dijo Jeremy Lin en un comunicado al respecto.