Raymond Felton mantiene la esperanza de volver a la NBA


El base formado en North Carolina analiza su carrera en la liga y la actualidad de los EE.UU. y la burbuja de Orlando

Hace una semana se cumplía exactamente un año desde que Raymond Felton se convierta en agente libre tras finalizar su segundo periplo en los Oklahoma City Thunder. Desde entonces, el base formado en North Carolina se encuentra sin equipo con la esperanza de volver a ganarse un hueco en la NBA a pesar de contar ya con 36 años, informa el medio Basketball Insider.

“Ha sido muy duro no poder hacer algo que te encanta y te apasiona”, reconoció Felton. “Me encanta el baloncesto. Jugaría incluso si no me pagaran. Pero entendiendo que ya tengo 36 años, y llegando al ocaso de mi carrera, simplemente no quiero que esto termine así. Por eso aún no estoy retirado”, agregó.

Mientras su representante y él esperan una llamada que les permita ponerse en posición de volver a la NBA, Felton no ha dejado de entrenarse en todo este periodo de ausencia, e incluso ha cuidado más que nunca su alimentación para no perder la forma física.

Su inexistente aventura en la República Checa

En primavera saltaba un rumor bastante curioso, ya que, a pesar de mantenerse inactivo en las ligas profesionales, un medio local de Praga informaba del fichaje de Raymond Felton con un equipo de la segunda división del país con el objetivo de ayudarles con el ascenso. Sin embargo, todo resultó ser “humo” y nada llegó a concretarse. El jugador reconoce que sí le ofrecieron un contrato, pero que nunca estuvo cerca de dar el salto al Viejo Continente.

“Comencé a recibir todo tipo de llamadas que me decían: Hola, ¿has firmado por un equipo de la República Checa? Si ni siquiera puedes viajar al país. Y yo estaba como: Pero si estoy en casa. No he ido a ninguna parte… Ya te digo, fue algo muy loco. Confuso”, explicó.

Lo más cerca que estuvo de regresar al baloncesto profesional fue el verano pasado, cuando entrenó en las instalaciones de los Houston Rockets a las órdenes de su ex técnico Mike D’Antoni, y el cual estuvo muy cerca de labrarse un hueco, tal como ha reconocido.

“Todavía siento que tengo mucho que ofrecer, pero ya sabes cómo funciona la liga en este momento. Quieren a los jóvenes. Quieren cosas diferentes. A veces puede ser desafortunado”, admitió.

El mejor Felton en Nueva York

Tras cuatro temporadas perdedoras en los Charlotte Bobcats, a la quinta por fin pudieron alcanzar los playoffs, siendo barridos en la 1ª ronda por los Orlando Magic de Dwight Howard (4-0). Una vez finalizado su periplo en Charlotte, alcanzó un acuerdo por dos temporadas con los New York Knicks donde conformaría un ilusionante proyecto con Amar’e Stoudemire como eje principal, y rodeados de jóvenes notables, tales como Danilo Gallinari y Wilson Chandler, y de los debutantes Timofey Mozgov y Landry Fields.

Su mejor versión NBA pudo verse en aquellos Knicks Run & Gun sello inconfundible de D’Antoni. En un total de 54 partidos cosechó los mejores promedios de su carrera con 17,1 puntos, 9 asistencias y un 86,7% desde el tiro libre y rozando los 37 minutos por encuentro.

Los Knicks fueron una grata sorpresa en el Este por su juego directo y veloz, y mientras duró el experimento se mantuvieron en puestos de playoffs con un registro de 28-26. Pero James Dolan siguió siendo James Dolan, y en cuanto tuvo la oportunidad, se lanzó a por una segunda estrella como Carmelo Anthony, en su último año de su contrato con Denver y que hubiera firmado como agente libre el próximo verano. Sea como fuere, en aquello operación desmantelaron aquel equipo y Felton terminó en la franquicia de Colorado junto a los mencionados Gallinari, Chandler y Mozgov. Desde entonces muchos se preguntan: ¿Y si no hubieran realizado tal movimiento?

“Constantemente me hago la misma pregunta que tú… ¿Y si…? ¿Qué pasaría si hubieran esperado? Carmelo iba a venir aquí de todos modos. Iba a venir en la agencia libre de aquel verano. Al igual que… No lo sé, hombre. Para mí ese equipo era muy especial y podría haberlo sido mucho más. Me gustaría haber visto lo que hubiéramos podido conseguir, pero así es como funciona la NBA muchas veces”, destacó.

De vuelta a la Big Apple

Después de su primera etapa en Nueva York, disputó media campaña en los Nuggets para el siguiente verano ser traspasado a los Portland Trail Blazers en una operación que incluyó al veterano base Andre Miller y al español Rudy Fernández. Tanto en Denver como en Portland Felton no se encontró cómodo, y en 2012 nuevamente vestía los colores de los Knicks en otro movimiento que incluyó a Jared Jeffries y Dan Gadzuric entre otros nombres.

En este segunda etapa formó parte de los mejores New York Knicks que se recuerdan desde la década de los 90 con Mike Woodson a las órdenes de la nave y un Carmelo Anthony en modo MVP actuando como cuatro abierto.

“Tuvimos una gran oportunidad para conseguir el título, y a pesar de la derrota en segunda ronda contra los Indiana Pacers, creo que fue un año fantástico para nosotros”, dijo Felton.

El caso George Floyd y la burbuja NBA

El “no puedo respirar” de George Floyd y su asesinato a manos de la policía de Minneapolis ha generado una serie de protestas a lo largo de todos los Estados Unidos para combatir el racismo. Un problema vigente y que todavía sigue muy presente entre su extensa ciudadanía.

Un momento que podría ser clave para la historia de los EE.UU. y quizás en el futuro de Donald Trump como presidente, quien ha quedado muy tocado por este caso y por la mala gestión del COVID-19, que siguen aumentando los casos por contagio y por fallecimientos.

“En este momento son tiempos muy difíciles en nuestro país. Y todavía tengo claro que vamos a superarlo. El cambio va a llegar porque lo vamos a exigir. Vamos a exigir un cambio. Y luego con el coronavirus, es algo que debemos mantenernos firmes y unidos, y que vamos a superar. Solo intenta mantenerte a salvo y sigue con las indicaciones: mantén la distancia de seguridad, desinfecta las manos, utiliza la mascarilla… Haz las cosas correctas. Ahora mismo solo quieres estar cerca de tu familia. Ya sabes que hay muchísimas cosas difíciles en este momento y en lo último que puedes pensar es en el baloncesto”, admitió.

“Y me alegra muchísimo que todos protesten y hagan las cosas que están haciendo porque al final del día las cosas siguen pasando y nadie hace nada por cambiarlo. Se está barriendo y metiendo la suciedad debajo de la alfombra. Y no, no es suficiente. Tenemos que terminar con esto y no debería responder a cosas que me dice mi hijo, como por ejemplo: Papá, tengo miedo de ser negro. Y cuando escucho decirle algo así me enfado muchísimo. Son situaciones que podemos detener nosotros mismos. Y nadie más”, añadió.

El baloncesto, un bien muy preciado entre toda la población, y que ligas como Alemania o España ya cuentan con su respectivo campeón, y que próximamente arrancará en la NBA con el pistoletazo de salida a partir del 30 de julio en una burbuja que ha preparado a conciencia la NBA. Pero, ¿serán suficiente las medidas planteadas en un entorno como Florida que cada día que pasa suma más contagiados?

“Desearía que hubieran cancelado la temporada. Simplemente cancélala, enfócate en el Draft y en la siguiente temporada regular. Y sé que nunca ha pasado esto, pero ha pasado muchísimo tiempo desde que estamos lidiando con todos estos problemas”, destacó.

“Incluso muchos de mis compañeros se sienten como yo, que echan de menos el baloncesto. Lo echo mucho de menos. Un año sin jugar. Me encantaría estar allí, pero no quiero arriesgar a contagiarme. No quiero arriesgar mi vida o la de mi familia. No solo se trata de terminar la temporada. Si estuviéramos hablando de comenzar una nueva, entonces está bien, sería algo bien distinto. Pero no me gustaría terminarla y jugar el formato que han planeado. Pero esta es solo mi opinión”, concluyó.

(Fotografía de portada: Elsa/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y un chat exclusivo en Discord para redactores y suscriptores.