All-Star 2018 con nbamaniacs: primer día en Los Ángeles

El 2018 está siendo cubierto en vivo desde Los Ángeles para nbamaniacs por Jose Saenz de Tejada como enviado especial. Es nuestro hombre en punta, como dirían en Misión Imposible. A través de sus palabras y cámara trataremos de acercaros un poco más el gran espectáculo de estrellas de la NBA.

LOS ÁNGELES. Ambiente inmejorable desde nuestra llegada a la ciudad. Prácticamente en cada esquina encontramos un recordatorio de que los mejores jugadores de la NBA están aquí y las calles están repletas de carteles celebrando el gran evento del fin de semana con los astros de la competición como grandes protagonistas. Russell Westbrook, el atleta de referencia para la marca Jordan, es una de las caras que más veces hemos visto desde que aterrizamos, aunque de momento solo a tamaño gigante.

El jueves fue el primer día que nos acercamos al Staples Center con nuestra acreditación en mano y desde entonces ya vimos rostros conocidos por sus alrededores. Desde Kevin Garnett subido a un autobús descapotable grabando un episodio de su programa de televisión hasta Damian Lillard caminando tranquilamente por la calle. Las estrellas de la Liga, cerca de Hollywood, están como en su casa.

El protagonismo empieza para los jóvenes

Hoy viernes era el día en el que comenzaban el grueso de los eventos organizados por la NBA —son tantos que no podríamos ir a todos salvo que estuviésemos aquí un equipo de varias personas — y la primera parada de la jornada era el entrenamiento de los más jóvenes ­previo al partido que disputarían por la noche en el L.A Convention Center, un espacio situado al lado del Staples Center y donde van a tener lugar varios actos a lo largo del fin de semana.

Nueve de la mañana, día soleado en Los Angeles y gran ambiente gracias a muchos aficionados que se acercaron a disfrutar de los jugadores en directo. Concursos de tiro desde el centro del campo, piques desde el triple y demás ejercicios típicos de este tipo de ensayos en los que el objetivo es divertirse y hacer pasar un buen rato a los presentes.

Después del entrenamiento, los jugadores de los dos equipos atendieron a los medios de comunicación en un enorme salón ocupado por periodistas de todo el mundo. Joel Embiid, Ben Simmons y Donovan Mitchell fueron los más solicitados por los medios de comunicación en esta primera jornada. Todos se mostraron relajados y contentos de poder disfrutar de, en muchos casos, su primera presencia en un fin de semana de las estrellas.

El paraíso para el aficionado

El All-Star Weekend es sinónimo de espectáculo y esto no sólo queda reflejado en la cancha. Los alrededores del Staples Center están hasta arriba de espacios creados para los aficionados en los que se llevan a cabo juegos y varios concursos que recuerdan a los que vemos cada año en la noche del sábado, aunque evidentemente los mates no se acercan a tal nivel. Ambientazo, buen tiempo y mucho baloncesto junto a uno de los pabellones más reconocidos de la competición.

Habitualmente la NBA programa numerosos actos para los fans, pero no siempre se puede tener el lujo de organizarlos con el cielo azul como techo. Cuando el All-Star se celebra en ciudades del norte de Estados Unidos lo habitual es que las calles estén repletas de nieve y el clima sea helador, por lo que en ocasiones como esta la Liga trata siempre de aprovechar zonas exteriores.

El partido de la noche nos espera

Nuestra siguiente parada es el interior del estadio, donde entramos a falta de hora y media para que empiece el evento con la intención de poder captar a los protagonistas desde cerca. Efectivamente, nada más pisar la cancha, nos encontramos a Lonzo Ball y Kyle Kuzma disputando un concurso de tiro entre bromas. Ellos, junto a Dennis Smith Jr, eran los primeros en dejarse ver para el calentamiento.

Más tarde, según iban llegando los aficionados a sus asientos, salieron a calentar también Joel Embiid, Ben Simmons y demás compañeros del equipo del resto del mundo. Con la misma intensidad que los primeros, casi inexistente, pero pasando un gran rato y disfrutando del fin de semana de fiesta del baloncesto.

Muchas caras conocidas a pie de cancha en los minutos previos al duelo: presentadores famosos, leyendas de la NBA y jugadores en activo que quieren apoyar a sus jóvenes compañeros en su gran noche. Cuando queda media hora para el comienzo del partido, los empleados de seguridad se encargan de liberar la zona alrededor de la pista y es momento de ir hacia la zona de prensa y acomodarse en el lugar que corresponde para disfrutar del partido.

El día en vídeo

Y todo el día contado en líneas, también en vídeo, claro.

El primer día ha sido intenso de trabajo —en nuestra fotogalería se pueden ver más imágenes—, pero como se suele decir, esto acaba de empezar. Nos queda la jornada maratoniana del sábado y la traca final, el Partido de las Estrellas.