Blake Griffin achaca a la falta de fortaleza mental las decepciones sufridas por ‘sus’ Clippers


Después de navegar por el pozo de la NBA durante décadas, Los Angeles Clippers han logrado cierta estabilidad y resultados en los últimos diez años en dos etapas bien diferenciadas. Antes de la irrupción de Kawhi Leonard y Paul George en 2019, Chris Paul, Blake Griffin y DeAndre Jordan lideraron la ‘Lob City’ que instaló al equipo de forma asidua en playoffs.

A pesar de encadenar cinco temporadas consecutivas superando las 50 victorias y generar grandes expectativas, aquellos Clippers no fueron capaces de superar las Semifinales de Conferencia. Una barrera que, finalmente, rompieron este pasado curso al alcanzar las Finales de Conferencia.

Griffin, una vez uno de los principales rostros de la franquicia, recordó aquella etapa de su carrera con su ex compañero J.J. Redick en el podcast The Old Man and the Three. Ambos jugadores se sinceraron sobre los motivos que provocaron que aquel equipo nunca fuera capaz de cumplir las expectativas a pesar de disponer todos los ingredientes para lograr el éxito.

El actual jugador de los Brooklyn Nets recordó los playoffs de 2015 como la mejor oportunidad de la que dispusieron los Clippers para grabar su nombre en los libros de historia de la NBA. “Lo de 2015 fue simplemente un colapso mental completo”, señaló el seis veces All-Star. “No creo que los egos sean la razón por la que perdimos en playoffs ese año. Ni tampoco el año anterior ante Oklahoma City. Los egos no nos hicieron perder esas temporadas.”

Los aficionados de los Clippers nunca olvidarán las Semifinales de Conferencia de 2015, cuando el equipo no solo desperdició un 3-1 a favor contra los Houston Rockets, sino que también dilapidó una gran ventaja en el sexto partido, en el que serían superados por un parcial de 15-40 en el último cuarto. Este desmoronamiento aumentó el número de rumores que sugerían problemas de química y mal ambiente en el vestuario. Sin embargo, Griffin insiste en que todo se redujo a falta de fortaleza mental.

“Le digo esto a la gente cada vez que me preguntan sobre los Clippers”, continuó el jugador. “Nuestras dos oportunidades de ganar el campeonato fueron en esos dos años. Después, los Warriors y LeBron lo acapararon todo.”

La era de la Lob City ya es cosa del pasado. Y aunque no hayan sido capaces de confirmar su potencial como equipo, representaron la primera era verdaderamente exitosa en la historia de los Clippers.

(Fotografía de portada de Kevin C. Cox/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.