Con la derrota de anoche, Boston sólo ha ganado 2 de sus últimos 9 partidos


Los Celtics van en la dirección contraria a la marcada tras el triunfo ante los Nets el día de Navidad. La derrota anoche ante los Kings por 118-96 no sólo es la tercera consecutiva, sino que supone constatar una racha en la que, de los últimos nueve encuentros jugados, nada más que han ganado dos.

“Ganar es difícil. Para ganar un partido en la NBA hay que jugar duro. Y eso es algo difícil que ni estamos haciendo”, señalaba Doc Rivers. El más destacado en el conjunto de Boston (14-16) fue Kevin Garnett, con 16 puntos, 12 rebotes y 6 asistencias. Paul Pierce y Jason Terry aportaron 20 puntos cada uno.

El polo opuesto fueron los Kings. Isaiah Thomas tomó los galones de su equipo, y gracias a sus 27 puntos y 5 asistencias llevó a los de Sacramento (11-19) a su segunda victoria seguida – además de ser el sexto partido ganado de los últimos siete que han disputado como locales –.

“Ese chico tiene una personalidad contagiosa”, comentaba Keith Smart sobre Thomas. “Tiene ese magnetismo que contagia a los jugadores y público en torno a él. Nos dio esa energía desde el principio”. Thomas estuvo bien secundado por John Salmons, que se fue hasta los 23 tantos y 6 rebotes, y por Jason Thompson, con sus 20 puntos. DeMarcus Cousins hizo el primer triple-doble de su carrera, logrando 12 puntos, 10 asistencias y 10 rebotes.


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.