Corey Brewer recuerda el anillo de 2011: “Demostramos que no se nos debió faltar el respeto”


Una de las mayores sorpresas en la historia reciente de la NBA tuvo lugar en 2011. Unos veteranos Dallas Mavericks liderados por Dirk Nowitzki superaron a los Miami Heat de LeBron James, Dwyane Wade y Chris Bosh en las Finales tras seis partidos.

Los Heat se plantaron en la eliminatoria definitiva como grandes favoritos al anillo. Un rumbo que parecía tomar la serie tras la victoria de los de South Beach en el primer encuentro. Sin embargo, los Mavericks tenían otros planes, empataron la eliminatoria en el Game 2 y certificaron el primer campeonato de su historia después de vencer en tres de los siguientes cuatro partidos.

Aunque cumplió un papel residual en aquellos playoffs, Corey Brewer fue miembro de aquella plantilla campeona. Durante una reciente aparición en el podcast All Things Covered de la cadena CBS Sports, el ex-jugador recordó aquella serie y habló sobre la mentalidad de los Mavericks para recomponerse tras ser prácticamente ninguneados.

“Nos estaban faltando al respeto”, afirmó Brewer. “Nadie hablaba de nosotros. Se trataba solo de los Heatles. Así que nos lo tomamos como ‘está bien, nos están faltando el respeto’. Y debes darte cuenta de que teníamos jugadores excelentes en aquel equipo. Teníamos a Shawn Marion, Dirk Nowitzki, Jason Kidd, Jason Terry, DeShawn Stevenson o Brandon Haywood. También teníamos a Tyson Chandler, el gran ancla atrás. Teníamos un buen equipo y sentimos que se nos faltó al respeto. Y eso lo llevamos hasta el final. Si nos faltan el respeto, vamos a demostrarles que no deben hacerlo.”

Uno de los momentos más memorables de esa serie fue un fragmento de vídeo en el que se podía ver a LeBron y Wade burlándose de Nowitzki.

Retomando las declaraciones previas, Brewer puntualizó que aquella actitud arrogante de la pareja estelar de Miami impulsó a los Mavericks y aportó al internacional alemán una dosis de motivación extra.

“Oh, seguro que [Dirk] se lo tomó como algo personal”, continuó Brewer. “Todos lo hicimos. Lo vimos, todo lo vieron. Se estaban burlando de nuestro gradullón. No puedes burlarte de él. Si te burlas del grandote, te burlas de todos. Y supongo que esa fue la razón por la que salimos y jugamos así. Jugamos un gran baloncesto en esa eliminatoria.”

Brewer no es el primer componente de aquella plantilla de Texas en señalar aquellas burlas como un importante punto de inflexión en las Finales. Caron Butler ya declaró el pasado año que ese momento cambió por completa la serie.

“Nunca olvidaré que se burlaran de él. Vimos el vídeo. Y cuando [Dirk] se enteró de que la gente pensaba que no estaba hecho para momentos como aquel, cambió por completo. Sabíamos que íbamos a tener un desfile en Dallas. Solo vi su mirada y ya sabía que nos llevaría hasta allí. Acabamos ganando el campeonato. Y yo di las gracias por que dudaran y se burlaran de él. Así alcanzó un nivel completamente distinto.”

Nowitzki sería elegido MVP de las Finales tras promediar 26,0 puntos y 9,7 rebotes en aquella eliminatoria, mientras que LeBron y Wade aprenderían una importante lección que les serviría en los años venideros para sumar dos campeonatos juntos en Florida.

(Fotografía de portada de Ronald Martinez/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.