Curry se ve a sí mismo entre los jugadores con mejor manejo de balón de la historia

El demoledor tiro de tres de parece hacer que el resto de sus habilidades queden en ocasiones en segundo plano. Si bien son sus cifras en el triple las que forman ya parte de la historia de la NBA, el base de los Warriors tiene mucho que decir sobre otros aspectos del juego, y así lo ha considerado Steve Smith. El ex de, entre otros, los San Antonio Spurs, es ahora periodista para NBA TV, y aprovechó su oportunidad de entrevistar a Curry para hablar con él sobre el manejo de balón.

“No siempre fue uno de mis fuertes” reconoció el base de Akron. “Aunque siempre he jugado de base, tenía un manejo de balón muy simple y me limitaba a iniciar las jugadas. Esto me pasaba incluso en el instituto”.

La pregunta más comprometida, no obstante, llegó cuando Smith pidió a Curry que dijese cuál sería su ‘Monte Rushmore’ en este sentido, es decir, los cuatro jugadores más habilidosos con el balón de la historia de la Liga. Tras unos segundos de reflexión, el de los Warriors se mojó y dio una lista formada por , , y él mismo.

El Olimpo del bote

Aunque hablar de los mejores de la historia en cualquier aspecto del juego es siempre controvertido, parece difícil negar que los cuatro jugadores mencionados han hecho méritos suficientes para estar en este top. Maravich, el más antiguo de la lista, fue un adelantado a su época a la hora de ser imaginativo en el drible y en el pase; Magic Johnson, como Curry afirmó, “no era de los que rompían tobillos pero sabía usar su habilidad para anotar y crear juego”; mientras que Irving personifica la elegancia e imprevisibilidad y podría considerarse el rey del crossover de esta era.

Curry, por su parte, cuenta también con amplias demostraciones de habilidad en su historial. Su agilidad en el cambio de mano y sus cambios de ritmo han pasado factura a más de un defensor, y parece incuestionable que estamos ante el mejor tirador tras drible de todos los tiempos. El hecho de incluirse a sí mismo entre los mejores demuestra una gran confianza en sus capacidades, aunque supone también dejar fuera a otros dribladores históricos como Jamal Crawford o Allen Iverson.

Para concluir la entrevista, Smith preguntó a Curry en todo jocoso por qué no incluía a su padre, Dell Curry, en la lista a lo que el de Golden State respondió riendo y afirmando que su padre “intentó driblar unas 20 veces en toda su carrera”.