Décima derrota seguida de los Lakers


Ni siquiera que Charlotte sea uno de los peores equipos de la NBA a domicilio y que tuviera importantes bajas pudo ayudar a que los Lakers cortasen sus malos resultados. Los Hornets se impusieron en el Staples Center por 82 a 101, endosando a los Lakers su décima derrota consecutiva, una marca que empata su peor racha de la historia.

Michael Kidd-Gilchrist y Marvin Williams consiguieron 19 puntos y 12 rebotes cada uno y Kemba Walker apoyó con 12 puntos, 7 rebotes y 6 asistencias para que Charlotte tuviera una placentera noche y dominase el marcador durante prácticamente todo el encuentro.

El rendimiento de Kidd-Gilchrist, que debutó en la temporada el pasado viernes, es una buena señal para los Hornets de cara a su aspiración de conseguir un puesto en Playoffs. El alero llegó a encestar 6 de los 7 tiros que intentó.

De mal en peor

A pesar de que esta vez los Lakers contaron con un gran Kobe Bryant autor de 23 puntos en 23 minutos, el conjunto californiano empató el récord histórico de derrotas seguidas de la franquicia cosechado en 1994, cuando también perdieron 10 encuentros de manera consecutiva.

Los Lakers van 9–41, el peor balance de su conferencia, y ya es matemáticamente seguro que terminarán la temporada sin récord positivo por tercer año seguido, algo que no ocurría desde 1961.

El equipo de Byron Scott, que empezó 2016 con una racha de tres victorias seguidas, ha concluido enero con una marca de 3–14.


EXTRA NBAMANIACS

Pssst, suscríbete, navega sin publicidad y consigue acceso a nuestros artículos especiales, un chat exclusivo para suscriptores y redactores y escucha nuestro podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.