Dos tiros libres de LeBron y un tapón de Davis valen un nuevo triunfo de los Lakers


Los Angeles Lakers sumaron su décima victoria del año al imponerse a los Kings por 99-97 en un encuentro de lo más apretado. Los de Vogel enlazan de esta forma tres triunfos consecutivos, y se convierten en el primer equipo del Oeste en ganar 10 partidos, lo que les hace líderes de la conferencia. Sacramento, por su parte, se mantiene en la zona baja con seis victorias menos, y continúa pagando su mal arranque de curso.

El duelo, salvo por un buen tramo de los Kings en el segundo cuarto, se movió siempre en distancias muy pequeñas. Pese a los intentos de LeBron y Caldwell-Pope de romper el choque en los minutos finales, el buen hacer de Richaun Holmes y Bogdan Bogdanovic mantuvo a los de Walton en el choque, hasta el punto de que llegaron a forzar cuatro empates en el último cuarto. El último de ellos, que llegó con una bandeja del serbio, puso el 97-97 a falta de 22 segundos, e hizo que la posibilidad de una prórroga comenzase a barajarse en el Staples.

No obstante, esta opción se disipó pronto. Los angelinos buscaron a LeBron James, que, tras dejar correr el reloj, trató de buscar el aro y encontró una falta personal bastante evitable de Harrison Barnes, lo que le permitió poner a los suyos dos arriba a falta de cinco segundos desde el 4,60. Fue el propio Barnes quien trató de volver a empatar el partido en la última posesión, pero esta vez se encontró con la otra estrella local, Anthony Davis, quien le colocó un imponente tapón y se quedó con el balón en la mano mientras la bocina certificaba la victoria.

Davis vuelve sin prisa

La Ceja, que se perdió el partido ante los Warriors por molestias en el hombro, regresó a las pistas anotando 17 puntos, capturando 5 rebotes y colocando 4 tapones en lo que fue un encuentro no demasiado memorable para un hombre como él pero en el que acabó protagonizando la acción decisiva. El máximo anotador de los locales fue LeBron James con 29 puntos, a los que añadió 11 asistencias para firmar su cuarto partido consecutivo con dobles dígitos en este apartado.

Fue también fundamental Kentavious Caldwell-Pope, que arrancó como titular en ausencia de Avery Bradley y se fue hasta los 16 tantos, 12 de ellos logrados en el último cuarto. Por su parte, Kyle Kuzma volvió a partir desde el banquillo tras ser titular ante los Warriors por primera vez esta temporada, y logró sumar 13 puntos y 5 rebotes.

En los Kings, que no pudieron contar con De’Aaron Fox ni con Trevor Ariza, el hombre más destacado fue Buddy Hield con 21 puntos, 18 de ellos desde el triple. El bahameño, sin embargo, falló todos sus tiros de campo en el último cuarto, periodo en el que Holmes y Bogdanovic se combinaron para anotar 16 de los 26 tantos de los suyos y acabar con 17 y 18 respectivamente.

Este encuentro supuso el regreso a Luke Walton al Staples, su casa durante sus nueve primeras temporadas como jugar y sus tres primeras temporadas como entrenador. El técnico fue recibido con una mezcla de abucheos y apoyos, y dedicó unas breves palabras a recordar su paso por los Lakers: “Siempre es especial jugar en este pabellón. Tengo grandes recuerdos en Los Ángeles, y valoro mucho la oportunidad de haber podido jugar y entrenar aquí”.

(Fotografía de portada: Christian Petersen/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.