El pique entre Durant y Beverley acaba con doble expulsión

El primer duelo de la serie entre y trajo consigo el primer encontronazo personal de estos playoffs. Los protagonistas del mismo fueron y , que acabaron siendo expulsados en el último cuarto en cuanto los colegiados vieron que el nivel de intensidad comenzaba a crecer. Fue una forma de evitar que el incidente se les fuese de las manos, pues no hay duda de que hablamos de dos jugadores con gusto por entrar en el juego de la guerra psicológica.

Antes de las acciones que determinaron la expulsión, ambos se encontraron en pequeños rifirrafes que no pasaron a mayores. Intercambiaron miradas y gestos, pero siempre desde una especie de complicidad, como si supieran perfectamente lo que estaba tratando de hacer el otro y eso les divirtiese.

Pero la tensión fue en aumento según avanzaba el partido. A falta de cinco minutos para el final, Beverley cometió una falta contundente sobre el alero, lo que les llevó a encararse y a recibir una técnica cada uno. Solo 19 segundos después los papeles se invirtieron, y esta vez fue Durant quien cometió la falta que llevó a ambos jugadores a enfrentarse de nuevo. Los árbitros no lo dudaron, y rápidamente enviaron a los dos jugadores a vestuarios poniendo fin a un duelo que quizás tenga una segunda edición a lo largo de la serie.

Un pique “divertido”

Al acabar el partido, ambos fueron preguntados por los diversos incidentes, y ninguno de ellos fue parco en palabras. “Llevo muchos años jugando contra Beverley, y sé perfectamente que es lo que aporta en la pista” aseguró Durant. “Es un jugador con un carácter diferente, y es algo que realmente valoro en su forma de jugar. Es capaz de complicar el juego a base de intensidad física y de hablar continuamente, y es lo que ha hecho en cualquier equipo en el que ha estado. Sabía todo esto antes de empezar la serie, así que sabía que lo de hoy iba a ser divertido”.

Por su parte, el de los Clippers consideró que algunas de las faltas señaladas fueron innecesarias, pero añadió que era comprensible dado que “es solo el primer partido de la serie y los árbitros querían marcar el tono. No obstante, estamos en playoffs y la gente quiere ver buen baloncesto y no tantas interrupciones” añadió. Además, quiso restar importancia al incidente: “Simplemente estaba siendo yo mismo. Ambos salimos a competir, y fue divertido” concluyó.

(Fotografía de portada: Ezra Shaw/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Stephen Curry, máximo triplista de la historia de los playoffs

Popovich, rendido al partido de Derrick White: “Estuvo espectacular”

Siguiente