El regreso de LeBron no basta para ganar a los Kings


Dos meses y medio después, LeBron James y Anthony Davis volvieron a coincidir en un partido oficial. Tras 42 días de ausencia, el de Akron hizo su reaparición esta madrugada, uniéndose así a La Ceja, que regresó de su respectiva lesión hace poco más de una semana, y reagrupando al dúo que aspira a volver a dominar la NBA en los inminentes playoffs. El resultado, sin embargo, fue una derrota por 106-110 ante los Kings que demuestra que aún queda mucho por hacer.

Y es que, como parece obvio, no es lo mismo volver a jugar que volver a estar al 100%. LeBron, aunque fue capaz de disputar 31 minutos, estuvo lejos de ser la bestia dominante que acostumbra, aunque logró terminar con unos correctos 16 puntos, 8 rebotes y 7 asistencias. Muchas de sus canastas llegaron cerca del aro, mientras que fue desde el perímetro desde donde se le vio algo más oxidado. De hecho, el de Akron tuvo en sus manos el triple que habría puesto a los Lakers por delante a falta de 2,7 segundos, pero no fue capaz de convertirlo.

Davis, por su parte, continúa mejorando prácticamente tras cada noche, y esta vez consiguió su primer doble-doble desde su regreso al sumar 22 tantos y 11 rebotes, a los que añadió además 5 tapones. Si bien sus capacidades para anotar desde fuera de la pintura continúan algo mermadas, las sensaciones son cada vez más positivas y da la impresión de ir a más en muchos aspectos.

No obstante, aunque es obvio que los de Vogel piensan más en el largo plazo y en los playoffs, no están en disposición de relajarse en exceso en este cierre de temporada regular. Tras esta derrota, aventajan solo en medio partido a los Dallas Mavericks, sextos clasificados del Oeste, y en uno a los Portland Trail Blazers, séptimos; o lo que es lo mismo: están metidos de lleno en la pelea por evitar en play-in.

En manos del ‘rookie’

Con De’Aaron Fox y Harrison Barnes ausentes y Buddy Hield en una noche desastrosa en el tiro (1/11), los Kings encontraron un líder en la figura de Tyrese Haliburton. El novato, que ya ha dejado numerosas actuaciones destacables durante la temporada, brilló en el Staples anotando 23 puntos y repartiendo 10 asistencias, firmando el quinto doble-doble de su carrera y comandando a los suyos gracias a sus excelsas capacidades ofensivas. Richaun Holmes, con 22 tantos y 9 rebotes, fue su mejor aliado, y entre ambos lograron superar a los angelinos pese a la presencia de sus dos estrellas.

Terence Davis, por su parte, fue el mejor del banquillo con 15 puntos, seguido por los 11 de Marvin Bagley III, que volvió a jugar después de 22 partidos de ausencia.

(Fotografía de portada: Kevork Djansezian/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.