Enorme Middleton: canasta ganadora para poner por delante a los Bucks


Khris Middleton fue la indiscutible estrella del primer partido de la serie que disputan Milwaukee y Miami. En una mala noche ofensiva de los de Mike Budenholzer, el escolta fue ese halo de luz que necesitaban los de Wisconsin. Tras mantener al equipo en el partido con su acierto, sacó toda su clase en los instantes finales de la prórroga para lograr una impresionante canasta que certificaba el triunfo por 109-107. Middleton 1 – Miami 0.

No fue un encuentro vistoso, pero sí uno que dejó claro cómo va a ser esta eliminatoria. Los Bucks son mejores que el curso pasado, y así lo demostraron. Mientras los de Florida les llevaban a un partido muy parecido a los vividos en la burbuja de Orlando, ellos respondían mucho mejor que antaño. No desesperaron al estar por detrás en el marcador al principio del choque, ni tampoco lo hicieron cuando comprobaron que los triples no entraban (acabaron con 5 de 31). En vez de sentir que iban a chocarse con el muro, picaron hasta derribarlo; y eso que Jimmy Butler parecía empeñado en no dejarles. Tras 48 minutos de mucha igualdad, Milwaukee llegó ganando de dos a los segundos finales. Fue ahí cuando la estrella de los Heat mostró su liderazgo para forzar la prórroga. De poco sirvió a los de Erik Spoelstra. Middleton tenía otro plan, uno que terminó con una canasta que da el primer golpe en la serie.

“Tengo confianza en mí mismo. Fallas muchos tiros y metes otros muchos. Solo tienes que confiar en todo el trabajo que dedicaste durante la temporada y los entrenamientos”, comenta Middleton, quien acabó con 27 puntos, 6 rebotes, 6 asistencias y 2 robos.

La victoria supone un golpe de moral para Milwaukee. La derrota por 4-1 ante Miami en Disney World fue un momento muy complicado para el equipo, y anoche se notó que para ellos era más que un partido. Giannis Antetokounmpo peleó cada balón como si fuese el último, acabó con ciertas molestias en el codo izquierdo y todo lo que dice es que piensa seguir con la misma intensidad. “Intenté ser agresivo durante todo el partido. Eso es lo que voy a intentar hacer en toda la serie, falle o anote”.

Los cierto es que el griego estuvo en ese amplio grupo de jugadores cuyo acierto no apareció. Fueron 26 puntos, 18 rebotes y 5 asistencias con su firma, pero también es verdad que se quedó en un 10 de 27 en tiros de campo y un 6 de 13 en tiros libres; esto último puede ser determinante en finales apretados como el del Game 1.

Miami está cerca

Si algo demostró anoche Miami pese a la derrota es que son un equipo de playoffs. Durante la temporada regular han tenido momentos de bajo rendimiento, pero desde ayer (cuando de verdad importan) han activado el modo postemporada para ser una amenaza ante cualquiera. No jugaron del todo bien y dos se sus piezas fundamentales (Jimmy Butler y Bam Adebayo) se combinaron para un total de 26 puntos con un paupérrimo 8 de 37 en tiros de campo… La buena noticia es que aun así tuvieron opciones de ganar.

“La presión era para ellos. Necesitan ganar en casa. Fue un partido reñido. Siento que tuvimos nuestras oportunidades, pero desafortunadamente no las aprovechamos”, comenta Goran Dragic, quien logró 25 puntos desde el banquillo. Tanto el base esloveno como Duncan Robinson mantuvieron a flote a los Heat a base de triples. Si el point guard metió cinco, Robinson aportó otros siete para acabar el choque con 24 puntos.

¿Serie larga?

El segundo partido puede ser definitivo para ello. Si los Bucks juegan sin sentir la presión de esta primera noche, logrando así que su juego fluya de manera más natural, el 2-0 puede estar muy cerca. Ahora la necesidad ha cambiado de bando. Miami debe evitar que Milwaukee se encuentre cómodo. A partir de ahí… todo es posible.

(Fotografía de Quinn Harris/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.