Estados Unidos gana un áspero duelo ante Venezuela

Pese a ser formalmente el vigente campeón de América, la desventaja en talento de Venezuela ante Estados Unidos es bastante clara. Eso sí, la selección sudamericana quiso dejar huella en el amistoso preolímpico entre ambos países obligando al potente Team USA a firmar su peor partido en ataque en su preparación para Río 2016. Solo al final del partido Estados Unidos pudo jugar de forma rápida y cómoda, aunque en ningún momento vio peligrar una clara victoria por 80-45.



El duelo se disputó en el United Center de Chicago. Como en otros partidos de esta gira, hizo un guiño a la afición local poniendo de titular al representante del equipo de la ciudad, en este caso, . Con la presencia como espectador de la otra nueva estrella del equipo anfitrión, Dwyane Wade (fue presentado por la mañana por los ), y sin el tocado Paul George, la selección estadounidense tardó algo más de lo habitual en romper el partido.

Horas después de saber de forma definitiva que Greivis Vásquez, su único jugador NBA, no estaría disponible para Río 2016, Venezuela quiso poner a prueba su capacidad para sorprender a cualquiera demostrada en el pasado FIBA Américas. Un parcial de 1-10 en el primer cuarto le llevó a ponerse por delante de Estados Unidos, donde su entrenador Mike Krzyzewski se vio obligado a hacer ajustes como poner a Jimmy Butler, su mejor exterior defensivo, sobre el base venezolano Gregory Vargas, director de juego titular indiscutible de su selección con Vásquez fuera de combate.

Y si Vargas era el distribuidor, era el ejecutor. El primo de Kobe Bryant anotó 10 de sus 14 puntos en el primer cuarto, sorprendiendo a una selección estadounidense que tardó en despegarse pese a volver a dominar con autoridad el rebote. Solo al final del periodo, especialmente gracias a un demoledor DeAndre Jordan, el Team USA empezó a abrir diferencias, con un marcador de 20-12 tras 10 minutos jugados.

Pese a la desventaja inicial, Venezuela no dejó de apretar, dándole a Estados Unidos unas dificultades para anotar que ningún otro equipo le había dado en su preparación a Río 2016. Esto dio pie a un partido físico y de bajos porcentajes (30% en tiros de campo para EE.UU. al descanso). Una interesante examen para la gran favorita del torneo olímpico sobre como mantener la calma cuando el ataque no funciona. Sin bajar la intensida, Estados Unidos mantuvo a raya la limitada ofensiva venezolana, llegando al descanso con un feo 36-18. Era la primera vez que el Team USA anotaba menos de 50 puntos tras dos cuartos en esta preparación.

Tras el descanso, el panorama era similar, con Estados Unidos desafinado desde la línea de triple, obligado a más tiros forzados de lo habitual desde media distancia y sin ningún jugador capaz de enlazar una racha de aciertos que desatascara el ataque estadounidense. Solo la falta de pólvora venezolana evitaba que el partido estuviera en algún momento en riesgo de equilibrarse. Ante la frialdad del público de Chicago, la diferencia era de 25 puntos al final del tercer cuarto, 56-31.

Venezuela nunca dejó de contagiarse de la intensidad de su entrenador, Néstor “Che” García. Incluso con el partido sentenciado, el conjunto venezolano siguió incordiando el ataque estadounidense presionando en ocasiones desde la cancha rival. Solo en los últimos minutos Estados Unidos pudo correr a gusto, anotando algunas canastas sencillas y regalando un alley-oop de al ídolo local Jimmy Butler que despertó a la afición. Al final, la victoria fue clara, pero a la vez la menos abultada de su preparación: 80-45.

y , con 13 puntos cada uno, fueron los máximos anotadores de Estados Unidos en un partido en el que los dos anotadores habituales del equipo, Kevin Durant y , se combinaron para solo 16 puntos y un 5/19 en tiros de campo. Por el lado venezolano, solo John Cox (14 puntos) acabó en dobles dígitos, destacando también los 4 puntos y 5 asistencias del base Gregory Vargas.

Palizas en Córdoba

Más cerca de la sede olímpica, en la ciudad argentina de Córdoba, se vivieron otros dos partidos entre equipos que estarán en Río 2016. Para abrir boca, Francia y Serbia se enfrentaron en un duelo que enfrentó a dos serios aspirantes a medalla con clara victoria balcánica. Liderada por los 29 puntos de y los 11 puntos y 7 asistencias de , Serbia ganó por 105-88 a una Francia extremadamente frágil en defensa, donde (16 puntos, con 6/6 en tiros de campo) y Nando De Colo (14 puntos) fueron lo más salvable.

Por su parte, Argentina se dio un festival ante una Croacia que pareció pagar en sus piernas su viaje transatlántico desde Europa. En un duelo que dominó de principio a fin, el equipo sudamericano dio una alegría a su afición imponiéndose por un rotundo 97-78. El incansable (19 puntos en 19 minutos), ayudado por los 13 puntos del renacido , fue el verdugo desde el primer cuarto de la selección croata, donde Mario Hezonja fue lo más salvable con 17 puntos