Evan Fournier, desesperado por lograr un triunfo

Orlando ha pasado de ser una de las sorpresas positivas de la temporada a convertirse en un equipo en caída libre. Actualmente con un récord de 8-10, los de Florida llevan seis derrotas consecutivas y empiezan a sentir cierta ansiedad por recuperar el buen rumbo, tal y como expresa el escolta .

“En este momento nos encontramos como en una espiral de derrotas. Te levantas y ya te sientes mal. Cada vez que echas un ojo a la sesión de vídeo ves a todo el mundo deprimido. Es una sensación horrible. No puedo esperar para conseguir una victoria”, comenta a NBA.com.

Lo cierto es que el cambio ha sido drástico. Viéndose en la cima del Este con un balance de 6-2 y uno de los mejores ataques de la liga, las lesiones de los bases Elfrid Payton y D.J. Augustin han terminado por sacar de ritmo al equipo, que ha enlazado derrotas contra Denver, Golden State, Portland, Utah, Indiana y Minnesota.

Justo contra los Wolves tuvieron un comienzo esperanzador que hizo pensar en que podían romper la mala racha, pero un desastroso tercer cuarto que perdieron 41-18 hizo que todo se desvaneciera. “Tenemos que volvernos locos durante todos los cuartos”, comenta respecto a la reacción de los suyos en el cuarto final. “Llevamos seis derrotas seguidas. Tenemos que jugar con esa energía durante todo el partido”.

Retroceso ofensivo

Centrándonos en el ataque, el paso atrás de los de Florida ha sido enorme. Durante los primeros ocho partidos, los cuales cerró con un récord de 6-2, promedió 114,9 puntos (2º NBA) con un 48,9% en tiros de campo (2º) y un 44,2% en triples (1º). En los siguientes diez encuentros se queda en 101,3 puntos (23º) con un 44,9% en tiros de campo (17º) y un 33,9 desde más allá de la línea de tres puntos (23º). Orlando está a tiempo de revertir la situación, pero para ello deben recuperar la fluidez atacando la canasta.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

George compara los Thunder con los Heat de la 2010-11

Batum espera que su nueva lesión no sea grave

Siguiente