Glen Davis, dispuesto a pasar por la G League para volver a la NBA

quiere regresar a la NBA. El que fuese integrante de los campeones de 2008 siendo un rookie, entiende que su etapa como jugador profesional aún no ha terminado. Por ello, y aunque no disputa un partido desde los playoffs de 2015, está dispuesto a enrolarse en un equipo de la G League para demostrar a las 30 franquicias de la mejor liga del mundo que aún puede aportar muchas cosas.

“Quiero jugar. Ese es mi siguiente paso. Haré lo que haga falta para demostrar que puedo jugar a un alto nivel y ayudar a un equipo a ganar. Se que llevará un tiempo porque no he jugado en dos años. Pero siento que me queda mucho por ofrecer”, explica a The Undefeated antes de recalcar que si ello requiere ir a la G League, no hay problema.

“Estoy considerando la G League. Es una gran oportunidad para mostrar a todos los equipos que puedo jugar. Pueden ver lo que todavía puedo hacer. Es la mejor manera de ir dando pasos para acercarme a mi regreso a la NBA”.

La predisposición de Davis para regresar a la élite está sobre la mesa; sin embargo, es imposible no echar la vista atrás y recordar esa serie de lesiones que le llevaron al presente. En 2013 se vio obligado a pasar por el quirófano por una fractura en el pie izquierdo. En septiembre de 2015, ya sin equipo tras acabar su contrato con Los Angeles Clippers, tuvo una cirugía para reparar los ligamentos de su tobillo izquierdo.

“Mentalmente supuso un gran contratiempo. Ocurrió justo antes de empezar la temporada y me la perdí entera. Solo quería sentirme mejor al punto de poder mover los pies. Siendo un tipo grande siempre tuve la cualidad de moverme rápido. Tuve problemas con ambas cirugías. […] Ahora estoy al cien por cien. Puedo hacer de todo. Estoy trabajando el triple y en otras muchas cosas para sumar a mi juego”.

El cambio de Boston

Como miembro de los Celtics que se hicieron con el anillo en 2008, Davis fue cuestionado por la situación que se vive con Ray Allen, apartado por sus excompañeros pese al paso de los años y al acercamiento con Paul Pierce. El ala-pívot entiende que Allen tomó su propio camino después de que la química de los verdes cambiase a partir de la derrota en las Finales de 2010.

“Cuando perdimos en 2010 las cosas se volvieron diferentes. Nuestro equipo cambió a nivel mental y todo comenzó ahí. Lo vimos. Perkins fue traspasado y las cosas cambiaron. Ray simplemente percibió antes que los demás que todo había terminado. La gente que le conocía pensaba que diría ‘me voy’ antes de simplemente marcharse sin avisar. Ray vio las señales y se fue antes de que los demás lo hicieran”, explica antes de dejar claro que le gustaría ver a toda la pandilla junta con Allen en ella.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Danny Ainge no ve a Tatum como Novato del Año

Pachulia avisa: “Creo que vamos a ser mejores este año”

Siguiente