Hayward quiere llevar su juego, y a Utah, al próximo nivel

ha mejorado su promedio anotador cada una de las seis temporada que ha permanecido en la NBA. Estos resultados le valdrán para obtener un máximo contractual a partir del año que viene —si decide no ejercer su opción de jugador—.

A pesar de ello, el alero de los , no considera esta progresión suficiente. “No estoy satisfecho con mi carrera en la NBA, y tengo que ser un mejor jugador si quiero llevarnos a donde quiero que estemos” dijo Gordon a Tim Macmahon, de ESPN. “Para nosotros estar en Playoffs, conseguir una canasta, competir a un mayor nivel, para todo tengo que ser un mejor jugador” señaló Hayward.

El foward es uno de cinco jugadores que consiguen 4.000 puntos, 1.000 rebotes, 1.000 asistencias y 350 triples en las últimas 3 temporadas, los otros cuatro que ocupan un puesto en la lista son Stephen Curry, LeBron James, James Harden y Kyle Lowry. De todos ellos, el alero es el único que no ha sido All-Star, aunque ese hecho podría tener un giro durante este año, en el que promedia 22,5 puntos, 7 rebotes y 4 asistencias en seis apariciones con los Jazz.

Madera de All-Star

En palabras del entrenador de la franquicia de Utah, Quin Snyder, “le veo y creo que es un jugador que tiene ese nivel. Sin ninguna duda”. Lo que está claro es que Hayward es capaz de ser el jugador franquicia de su equipo. Dedicación y resultados le ponen en ese lugar, también la motivación que compartió este verano con Johnnie Bryant, asistente técnico, con el que trabajó en las instalaciones de Salt Lake City durante todo el verano.

El futuro parece cuanto menos brillante para la franquicia, que ha empezado el curso con récord de 7-5, a pesar de que el teórico cinco titular ha disputado solo un encuentro. Hayward, el ala-pívot Favors y el guard, han tenido ausencias a causa de las lesiones.

Hayward está contento, o cuanto menos satisfecho en Utah. Aunque no ha confirmado su continuidad con la franquicia, según el círculo del jugador la decisión es puramente profesional y no pretende ocupar el tiempo pensando en negocios, sino intentando llevar a su equipo a Playoffs. “La primera temporada me di cuenta de que cualquier cosa puede cambiar, y todo puede pasar”, alegó Hayward. Y añadió que “cuando te empiezas a preocupar por donde vas a ir y qué pasará en tu futuro, te distraes y juegas peor. Para mí, la meta es que los Utah Jazz ganen los máximos partidos que puedan, y ése es mi objetivo principal” concluyó Gordon.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Multan a Steve Kerr por criticar a los árbitros

C.J. McCollum devuelve la sonrisa a los Blazers

Siguiente