Harry Giles, ausente en India por dolores en la rodilla izquierda


Las pruebas realizadas por Sacramento han descartado daño estructural en la articulación del jugador

Hablar de Harry Giles y mencionar las rodillas es para echarse a temblar. En 2013 sufrió un desgarro de ligamentos (ligamento cruzado anterior y ligamento medio colateral) y daños en el menisco de la rodilla izquierda, y en 2015 se repitió la lesión en el ligamento cruzado anterior, solo que esta vez en la rodilla derecha. Ya en 2016, se vio obligado a pasar por el quirófano para limpiar un cartílago suelto y tejido cicatricial de su rodilla izquierda, perdiéndose así la temporada en Duke.

Ante tal panorama, el que estaba llamado a estar en la pelea por el número 1 del Draft terminó cayendo hasta el puesto 20, donde fue elegido por Sacramento Kings para acabar pasando todo un año en blanco. Pese a tanto obstáculo, Giles se recuperó para jugar el curso pasado hasta 58 partidos con un promedio de 7 puntos y 3,8 rebotes en 14,1 minutos. Sin duda supuso un gran paso al frente para él, pero las precauciones con sus articulaciones siguen existiendo.

De cara a la campaña que se avecina, los Kings han viajado a India para jugar dos partidos de preparación. Giles ha tenido que quedarse en casa. Según informa la franquicia californiana, su jugador ha estado sufriendo dolores en la rodilla izquierda, algo que les ha llevado a preferir reservarlo mientras se la hacían pruebas. Por suerte, fuentes de Sacramento Bee aseguran que la resonancia magnética a la que ha sido sometido descarta daño estructural en la articulación; es decir, todo indica que podría estar listo para comenzar la temporada con sus compañeros.

Lo preocupante de esta situación, la cual repetimos no parece grave, es que se dé después de que los Kings decidiesen que Giles se ausentase de Las Vegas Summer League –afirmaron que no tenía nada que ver con lesiones–, y que además acontezca cuando pocos días antes Giles afirmaba que estaba listo para jugar; algo que ha refrendado en el Media Day del equipo.

Sea como fuere, Sacramento va a seguir con detalle la evolución de su jugador en próximas fechas. El entrenador, Luke Walton, fue cuestionado por la situación del ala-pívot y no dijo que estuviese preparado para iniciar el training camp, sino que iban a hacerle un seguimiento diario. Por ahora todo parece controlado. Un poco de dolor tras tantas lesiones no parece un gran problema, pero dado el historial de Giles toda cautela es poca.

(Fotografía de Rob Carr/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y un chat exclusivo en Discord para redactores y suscriptores.