Houston supera a los Celtics: 15 victorias consecutivas

Los Rockets tuvieron que esforzarse hasta el último minuto para conseguir ganar a los Celtics y continuar con su fantástica racha de victorias. El resultado final fue 123-120 y gracias a él acumulan 15 encuentros consecutivos sin conocer la derrota.

Boston no lo puso fácil en absoluto y consiguieron mantenerse en la contienda gracias a un buen trabajo de equipo. Kyrie Irving, líder habitual en ataque de los verdes, anotó 18 puntos pero no tuvo su mejor noche en el lanzamiento. Fue el banquillo el que completó una actuación espectacular. Marcus Morris se fue hasta los 21 puntos ––mejor marca de su equipo–– y Smart, Rozier y Monroe anotaron también en dobles dígitos. En total, 67 puntos de la segunda unidad que fueron fundamentales para los de Brad Stevens.

“Estamos todos en la misma página. Cuando entramos a jugar, todos sabemos lo que tenemos que hacer”, afirmó Smart.

La noche de Gordon

En el otro lado de la cancha, hubo un tipo que lideró a los Rockets y sin el que hubiera sido mucho más complicado sacar adelante este triunfo tan importante. Eric Gordon fue el máximo anotador del encuentro con 29 puntos, conseguidos en 27 minutos. Anotó 7 triples de 11 intentos y prácticamente todos sus lanzamientos fueron desde más allá de la línea de tres puntos.

No le puedes dejar ni un centímetro de distancia. Un francotirador que no perdona y que ejerce presión ofensiva constante sobre la defensa contraria.


James Harden rellenó su hoja estadística con 26 puntos, 7 rebotes y 10 asistencias pero sufrió bastante durante todo el partido con su lanzamiento a canasta. Terminó con porcentajes de 33,3 por ciento en tiros de campo y 25 por ciento desde el perímetro.

El final del partido

El encuentro no se decidió hasta el final y fueron los pequeños detalles ––como ocurre muchas veces–– los que marcaron la diferencia. Trevor Ariza jugó un papel fundamental en ese sentido. Su equipo iba perdiendo de tres puntos cuando ocurrió lo siguiente.


5 puntos en 17 segundos. A partir de ese momento ya sólo tuvieron que mantener el resultado acertando desde la línea de tiros libres.

Triunfo importante de Houston, que supera así su propia racha de 14 triunfos que protagonizaron esta misma campaña. Ya acumulan 15 y eso supone la mejor marca de la franquicia desde 2007-2008, cuando llegaron hasta las 22 noches sin perder un partido.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Lonzo Ball da a los Lakers un apurado triunfo en San Antonio

Cleveland cae ante los Nuggets: 2-4 desde el All-Star

Siguiente