Indiana aplasta a Charlotte y se queda a un paso de playoffs


Horas antes del salto inicial del partido, uno cuyo lema era win or go home, nos enteramos de que los Pacers deberían jugar ante Charlotte sin Caris LeVert. Parecía el modo lógico de cerrar la temporada, una duramente golpeada por las lesiones y en la que Indiana fue de más a menos, a mucho menos. Pero el deporte no son matemáticas. Los de Indianapolis no solo plantaron cara a Charlotte (tampoco llegaban bien) sino que directamente les pasaron por encima (144-117) para citarse en dos días con Washington para un todo o nada: playoffs o a casa.

Lo cierto es que el encuentro en el Bankers Life Fieldhouse duró poco. Indiana empezó pisando el acelerador y a los cuatro minutos ya ganaba por 10 puntos, brecha que llegó hasta los 16 al concluir el primer cuarto. Los Hornets no solo no reaccionaron, sino que fueron incapaces de frenar la sangría. Al descanso la distancia se extendió hasta los 24 puntos y durante la segunda mitad se llegó a superar la treintena. James Borrego entrenador jefe de los Hornets, cree que la experiencia de los Pacers fue determinante.

“Jugaron como un grupo de veteranos. Se mostraron como un grupo más duro que ya había estado antes en esta situación. No estaban desconcertados por el momento”. Puede tener razón. La realidad es que se vio un gran diferencia entre los dos equipos que en ningún modo se correspondía con lo hecho en temporada regular por ambos.

El líder de los Pacers, como suele ser habitual, fue Domantas Sabonis, un jugador que ha crecido tanto como para hacer siempre lo que más necesita el equipo. Anoche rozó un nuevo triple-doble en su carrera al firmar 14 puntos, 21 rebotes y 9 asistencias. Nate Bjorkgren elogia la capacidad que tiene para entender en todo momento qué pide el partido.

“Es un ala-pívot, pero a veces actúa como un base. Cuando eres base a veces tienes que anotar más y en otras ocasiones toca ayudar y hacer las jugadas correctas. Es justo lo que él estaba haciendo esta noche. Estaba pasando el balón, encontrando los cortes de los compañeros y haciendo la jugada correcta. Siempre quiere hacer la jugada correcta”.

Regreso de Brogdon

Sabonis estuvo realmente bien, pero no le dejaron solo. Tras semanas de ausencia (no jugaba desde el 29 de abril) Malcolm Brogdon regresó a las canchas y lo hizo con una buena actuación de 16 puntos y 8 asistencias en 21 minutos. Su retorno fue un gran punto a favor de un equipo al que anoche le salió prácticamente todo. Oshae Brissett logró 23 puntos, Doug McDermott aportó otros 21 y T.J. McConell logró hasta 17 desde el banquillo.

“Todos se pusieron en marcha. Es la mejor situación posible cuando ves que todos tus compañeros de equipo pueden anotar y divertirse. Creo que nos divertimos esta noche y esa fue lo mejor de todo”, explica Brogdon.

Charlotte, por debajo de lo esperado

Se echó de menos a Gordon Hayward. Una lesión le apartó de las pistas hace mes y medio y no ha podido recuperarse a tiempo para el play-in. Su liderazgo y experiencia seguramente hubiesen aportado mucho a los Hornets en tal determinante partido, pero de igual modo es cierto que estos rindieron por debajo de las expectativas. Caer con Indian entraba dentro de lo posible, pero hacerlo sin presentar batalla, no tanto.

Las actuaciones individuales tampoco ayudaron a que fuese mejor la noche. Terry Rozier se quedó en 16 puntos con un 0 de 9 en triples, LaMelo Ball no pasó de los 14 con un 4 de 14 en el tiro y P.J. Washington ni alcanzó la decena (8 puntos). Solo Miles Bridges planteó un problema para los Pacers al marcharse hasta los 23 puntos y 8 rebotes. No fue sin duda la mejora manera de cerrar el curso, pero no por ello se debe obviar que este equipo tiene, a priori, un interesante futuro por delante.

(Fotografía de Andy Lyons/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.