Ingram logra superar sus problemas de lanzamiento para ganar a Miami


El joven jugador erró 15 de sus primeros 17 tiros para finalizar la noche con 12 puntos y un 4/20 en tiros de campo

Brandon Ingram logró superar sus problemas de lanzamiento fallando 15 de sus primeros 17 intentos para que los New Orleans Pelicans rompieran una racha de tres derrotas seguidas al imponerse a Miami Heat por 104-110.

Inmerso posiblemente en su peor noche como jugador de la NBA, Ingram conectó un tiro de media distancia seguido por un triple en un lapso de 65 segundos cuando las cosas peor marchaban para los Pelicans, que habían desechado una ventaja de 15 puntos en el último cuarto.

“Me sentía como si tuviera un 0 de 20, pero luego derribé esos dos tiros cruciales”, admitió Ingram a ESPN. “Al mismo tiempo sabes que tus compañeros de equipo cuentan contigo en la recta final de los partidos. Solo tienes que encontrar la manera de que esto suceda”, agregó.

Mientras Ingram atesoraba un gris 4/20 en tiros de campo, su compañero Jrue Holiday guiaría la ofensiva con 20 puntos; seguido de Zion Williamson con 17 tantos y 6 rebotes, y de un Josh Hart que cosechó un doble-doble desde la segunda unidad (19 puntos y 12 rebotes).

El técnico Alvin Gentry reconoció al término del partido que nunca dudó de la capacidad de Ingram: “No tuvo grandes porcentajes, pero eso no importa si logras los lanzamientos en la recta final. Tuvo bastantes tiros cuestionables desde un punto de vista de faltas. Simplemente siguió jugando y apareció cuando más le necesitábamos. Volvió y consiguió dos grandes canastas”.

Miami Heat obtuvo 28 puntos, 8 rebotes, 6 asistencias y 3 robos de balón de Jimmy Butler; y Duncan Robinson tuvo otra magistral actuación desde la larga distancia con un 8/14 para cosechar 24 tantos, a los que agregó 5 rebotes y 4 asistencias. Robinson atesora hasta la fecha 233 triples convertidos, la cifra más alta para un jugador no drafteado en una sola temporada.

“Claramente no estábamos listos. Estábamos metidos en un hoyo y más adelante no pudimos superar el obstáculo”, reconoció Erik Spoelstra ante el flojo arranque de los suyos.

Los Pelicans se marcharon al descanso con una ventaja de 51-65; sin embargo, Miami Heat fue recuperando terreno hasta situarse únicamente 99-100 con poco más de tres minutos para el final.

Otros datos de la jornada

Heat: Jae Crowder recibió un codazo de Zion Williamson en la primera mitad y se perdió el resto de la noche. Tyler Herro y Meyers Leonard no pudieron jugar con sendos problemas en el tobillo derecho e izquierdo respectivamente.

Pelicans: Williamson vio truncada su racha de al menos 20 puntos durante siete noches consecutivas. El conjunto de NOLA, que había perdido en cuatro de las últimas cinco jornadas, inician una gira fuera de casa de cuatro partidos ante Minnesota Timberwolves, Sacramento Kings, Utah Jazz y Los Angeles Clippers, siendo crucial para sus aspiraciones de playoffs. Ahora mismo se encuentran a cuatro partidos de distancia del octavo clasificado Memphis Grizzlies.

(Fotografía de portada: Jonathan Bachman/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y un chat exclusivo en Discord para redactores y suscriptores.