Jason Kidd, multado con 50.000 dólares por el incidente ante los Lakers

Parecía evidente que la le pondría algún tipo de sanción a tras lo ocurrido en el partido ante los Lakers, y tales previsiones se han cumplido. El entrenador de los ha sido multado con 50.000 dólares por tirar intencionalmente su refresco por la pista para lograr tener unos segundos de tiempo muerto y explicar la siguiente jugada de ataque.

A pesar de que los vídeos sobre la acción son más que claros al respecto, Kidd se encargó de negar que le pidiera a Tyshawn Taylor que le golpeara para así derramar su vaso con soda y montar este espectáculo. “El vaso se me resbaló de las manos cuando trataba de llegar a Ty”, argumentó el técnico.