Jayson Tatum, dispuesto a salir desde el banquillo

En Boston esperan el inicio de la temporada 2018-19 con una ilusión más que justificada. El curso pasado, sin Gordon Hayward ni Kyrie Irving, los Celtics fueron capaces de quedarse a un solo partido de las Finales de la NBA al caer frente a LeBron James. Ahora, con todos sus efectivos recuperados, y con El Rey habiendo marchado a la Conferencia Oeste, son sin duda los favoritos de su costa. Con esa presión sobre sus hombros, solo queda la duda de conocer qué rotación elegirá Brad Stevens para llevar a los verdes al éxito.

Porque como el propio entrenador de Boston dijo, puede que tengan 10 jugadores titulares. Al iniciar la campaña pasada todo estaba claro: Tatum era un rookie sin probar, Hayward una de las estrellas que llegaba y Jaylen Brown un probable valuarte defensivo que podía alternar titularidades y suplencias. Esa perspectiva cambió con el paso de los partidos. Tatum y Brown brillaron en temporada regular y terminaron de explotar en playoffs; tanto como para que ahora verles de suplentes parezca un sacrilegio.

¿Pueden jugar Tatum, Brown y Hayward juntos? Por supuesto. En la campaña pasada se terminó estableciendo un quinteto formado por Irving, Brown, Tatum, Horford y Baynes. Sin que se pueda asegurar nada, es posible que Stevens opte por dejar fuera a Baynes para incluir a Hayward, pero ello nos llevaría a un quinteto más pequeño y a un Horford que debería pasar más tiempo pisando la pintura. Así, tampoco es descartable que el técnico de Boston sacrificase a Tatum para dar entrada al ex de Utah. Ocurra una cosa u otra, Tatum tiene claro que el bien del equipo es lo primero.

“Todos tienen un trabajo que hacer. Debemos dar la mejor versión de nosotros mismos y unirnos por un objetivo más grande: ganar un campeonato. El trabajo de Brad es administrar el tiempo de juego y otras cosas. Para eso es el entrenador. Tenemos un montón de chicos desinteresados que solo quieren ganar. Resolveremos lo que sea. Entiendo lo profundo que es nuestro equipo. Solo me importa ganar y hacer lo que pueda mientras estoy en la cancha”, explica sobre una hipotética suplencia a Boston.com. Aún quedan casi dos meses para ver qué decide Stevens, pero sin duda tiene importantes decisiones por tomar.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

El seleccionador italiano carga contra Gallinari

Tres reglas que pueden cambiar para la temporada NBA 2018-19

Siguiente