Jayson Tatum se ve como All-Star en 2020

El alero de Boston cree que pese al importante cambio en la plantilla del equipo, alcanzarán las Finales

Boston no renuncia a nada. En un papel totalmente diferente al que debían interpretar al iniciar el curso 2018-19 –todos le daban como favoritos en la Conferencia Este–, los de Massachusetts encaran la temporada que se va acercando con el deseo de alcanzar el escalón más alto, el de las Finales de la NBA.

¿Es una meta demasiado optimista? no lo cree. El joven talento de los verdes ha demostrado desde su aterrizaje en la Liga una madurez casi impropia de su edad, algo que unido a sus grandes cualidades para jugar al baloncesto le han convertido en una de los pilares de Brad Stevens. Pues bien, en una entrevista de promoción del videojuego NBA 2K20 no se ha cortado a la hora de dar su pronóstico para el próximo año.

“Promediaré más de 20 puntos por partido, seré All-Star y los Celtics estarán en la eliminatoria final por el campeonato”. Sí, todo de corrido y todo bien clarito.

Siendo otro perfil de jugador, quizás tratándose de otro equipo… pues podríamos catalogarlo de fanfarronada, pero es que se trata de los Celtics y de un chico que no ha decepcionado desde su aterrizaje en la competición norteamericana. Esto no quiere decir que su voluntad se cumpla, pero sí que tampoco de puede hacer oídos sordos.

Tatum, de tan solo 21 años, promedió la temporada pasada 15,7 puntos, 6 rebotes, 2,1 asistencias y 1,1 robos en 31,1 minutos por partido, y todo ello en el seno de un conjunto en el que la química fue inexistente. Ahora, con el adiós de dos piezas que acaparaban gran parte del juego como son Kyrie Irving y Al Horford, y aunque haya llegado otro All-Star como Kemba Walker, el espacio para desplegar todas sus cualidades será mayor. Verle haciendo más de 20 por noche es muy imaginable.

¿Y qué ocurre con el conjunto? Pues aquí hay más dudas. El proyecto, el cual parecía lanzado hacia el anillo más pronto que tarde, ha sido zarandeado este verano con el adiós de Irving y Horford, un revés que dejaría temblando a cualquier franquicia. Pero Boston se ha recompuesto. Kemba ha llegado y con él la sensación de que no solo no está todo perdido, sino que aún pueden plantar cara en el Este. Junto al nuevo base aparecen Jaylen Brown, Marcus Smart, Gordon Hayward y el propio Tatum, figuras que deben dar un paso al frente. Si lo consiguen, dar un susto, incluso un disgusto, puede estar a su alcance.

(Fotografía de Maddie Meyer/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Carmelo Anthony no será llamado por EE.UU. para el Mundial

C.J. Miles sufre una fractura en el pie izquierdo y tendrá que operarse

Siguiente