Kobe Bryant, un ‘robocop’

El partido entre Los Angeles y Miami no fue plácido para . El escolta, deseoso de jugar todos los partidos que restan antes de que acabe su carrera dentro de dos semanas, apenas pudo disputar 9 minutos contra el conjunto de Florida.

Bryant reveló que le dijo a que “no podía moverse” y por eso el entrenador de los californianos decidió sentarle y que no siguiese jugando más.

Kobe explicó que su imagen envuelto en vendas y paquetes se debió a que se estaba aplicando calor con el objetivo de “despertar” su cuerpo, “pero no había esperanza esta noche”. Los Lakers terminaron ganando por 102 a 100.