La NBA no perdona: multa de medio millón y un año de veto a Mark Stevens, el accionista que empujó a Lowry

Resolución célere y de lo más contundente por parte de la NBA en el caso de Mark Stevens, accionista minoritario de los Golden State que en el Game 3 de las Finales empujó a después de que este tratase de salvar un balón que se esfumaba por la banda.

La liga ha decidido sancionar duramente a Stevens con medio millón de dólares y un año de veto sin acudir a ningún evento oficial de la NBA, con la imposibilidad de participar en cualquier acto o actividad en los Warriors aun siendo parte del accionariado oficial. La NBA ha alegado que el empujón que propinó a Lowry además de usar lenguaje obsceno a la hora de dirigirse al jugador de los fueron los detonantes para sancionar de una manera tan vehemente a Stevens.

El sancionado es una de las 1.000 personas más ricas del mundo según Forbes, pero ni eso ni que fuera accionista de los Warriors le han librado del castigo mayor por parte de la NBA. De hecho, Golden State le había prohibido ya antes de la resolución de la NBA participar en cualquier actividad de la franquicia mientras durase la investigación sobre los hechos.

La investigación ha concluido con la dura sanción impuesta a Mark Stevens, que en inicio se pensó que era un aficionado cualquiera pero más tarde se descubrió que era accionista en la franquicia de la Bahía.

Mike Bass, portavoz de la liga, se manifestó sobre la conducta de Mark Stevens en los siguientes términos. “La conducta de Mark Stevens anoche va más allá de lo inaceptable y no tiene cabida en nuestra liga”.

El veto tendrá vigencia para toda la temporada 2019-20, incluyendo los playoffs.

No perdona la NBA, que ante cualquier atisbo de falta de respeto o desaire impone castigos de lo más severo.

(Fotografía de portada: Lachlan Cunningham/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Traspaso en Brooklyn: adiós a Crabbe y consiguen espacio para dos estrellas en verano

¿Se aleja Kyrie Irving de Boston?

Siguiente