Larry Sanders, seis semanas fuera tras una cirugía en el ojo derecho

Los Milwaukee han anunciado que estará alejado de las pistas al menos seis semanas. El pívot de los de Wisconsin fue operado el pasado jueves tras sufrir la fractura del hueso orbital derecho, una lesión que se produjo en el partido que les enfrentó a los Houston Rockets al recibir un codazo involuntario de James Harden.

El propio jugador ha compartido esta imagen de su ojo tras la operación en Instagram, a la vez que daba las gracias a todas aquellas personas que le han enviado “energía positiva”.

Este percance puede acabar con los rumores de traspaso que rodeaban a Sanders, jugador al que los Bucks firmaron 4 años y 44 millones de dólares el pasado verano, y al que se habían planteado dejar salir para iniciar una nueva reconstrucción basada en gran medida sobre el Draft.

Año para olvidar

Más allá del nivel mostrado por los de Milwaukee, que ostentan un flojo récord de 9-43, la temporada del pívot de Florida empezó tan mal como parece que va a terminar, ya que a esta nueva lesión hay que sumarle la rotura de los ligamentos del dedo pulgar de la mano derecha que sufrió en los albores de la competición tras una pelea en un bar.