LaVine y Parker guían el segundo triunfo de Chicago

Los Chicago se recuperaron de la abultada derrota que sufrieron a manos de Charlotte Hornets con el segundo triunfo de la temporada regular. El conjunto que dirige Fred Hoiberg se impuso por 97-85 a Atlanta en un último cuarto donde anotaron 7/10 en triples y logró 9 de sus 18 puntos finales.

“Ha sido bueno obtener esta victoria”, destacó . “Estaba muy molesto con el esfuerzo que hicimos (ante Charlotte)”, agregó.

El escolta cosechó un doble-doble con 27 puntos y 11 rebotes; seguido por su compañero Parker con 18 tantos, 8 rebotes, 3 asistencias, 1 robo y 2 tapones; y del novato Wendell Carter Jr. que jugó en su ciudad natal y contribuyó con 10 puntos y 10 rebotes.

tuvo una noche para olvidar con 13 puntos y un 4/12 en el lanzamiento, incluido un 0/6 en triples. Su compañero fue el máximo anotador con 16 y el veterano Dewayne Dedmon aportó 13 puntos, 13 rebotes y 5 tapones.

“Al salir de dos partidos en los que jugamos bien (y ganamos), ha sido una lección sobre cómo manejar el éxito”, dijo Lloyd Pierce. “A veces tratábamos de hacer demasiado, y ha sido evidente con nuestras 22 pérdidas de balón”, agregó.

Ambos conjuntos estuvieron igualados hasta mediados del último periodo, pero Chicago Bulls consiguió romper el partido gracias a un parcial favorable de 14-6. “Estuvieron peleando hasta el final. Perdieron bastante mal en la noche del viernes, así que salieron con un mayor sentido de urgencia que nosotros”, señaló el entrenador de Atlanta.

En la próxima jornada los Bulls volverán a su pabellón donde recibirán el lunes a los vigentes campeones Golden State Warriors. Por su parte, Atlanta Hawks se verá las caras también el lunes ante Philadelphia 76ers.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Un buen Marc Gasol para unos buenos Grizzlies

El final de partido en el que Rondo se convirtió (un poco) en J.R. Smith

Siguiente