LeBron, tranquilo: Sabía a donde venía, esto es un proceso”

ha empezado la temporada con tres derrotas por primera vez desde su temporada sophomore en la liga (en aquella ocasión fueron cinco patinazos iniciales consecutivos). Nadie esperaba que sus nuevos fueran a ganarlo todo desde el principio pero no deja de impactar ver al ’23’ en una situación tal. Tampoco hay que dramatizar porque la coyuntura no es límite, simplemente los tienen que coger kilómetros juntos y las victorias llegarán; tienen grandes ingredientes para ello y también para jugar los playoffs esta temporada, a pesar de lo recrudecida que está la Conferencia Oeste.

De sus expectativas después de las tres primeras derrotas (ante Houston, Portland y San Antonio) habló LeBron James este martes, incidiendo en la idea que sobrevuela Los Angeles desde su llegada en el mes de julio. Hay que tener paciencia con el equipo y con absolutamente todo al principio; se trata de un proyecto a varios años en el que ésta es la primera piedra de un todo mayor. James habló hasta de “proceso”, invocando las mejores vibraciones de cuanto ha acontecido en Philadelphia en los últimos años.

“La situación no es dura. Sabía a donde venía. Esto es un proceso. Lo asumí, estaremos bien. No vine aquí pensando que íbamos a ir arrasando. Es un proceso y yo entiendo eso”, argumentó James tras la derrota ante los Spurs, y pudo reportar el periodista Bob García IV.

No hay prisas en los Lakers. No debería haberlas aunque no fueran un equipo ganador antes de, póngase, Navidad, pues todo gran seísmo conlleva un tiempo de recuperación. En tal adaptación está el germen del futuro de los Lakers.