Lillard y Nurkic acaban en un gran final con Oklahoma City

Al negociar su traspaso desde Denver, los Blazers confiaban en que la falta de minutos de en los Nuggets fuera más problema de encaje que de talento. De momento, así lo está demostrando. Afianzado como titular en Portland, el pívot bosnio hizo un partido impecable, siendo clave para el triunfo de su equipo ante Oklahoma City por 114-109, aunque el mejor ejecutor, de nuevo fue .

Explotando de nuevo


33 puntos anotó el base de los Blazers, de nuevo en su mejor momento tras el parón del All-Star. A su lado, Jusuf Nurkic firmó un partido completísimo, con 18 puntos, 12 rebotes, 6 asistencias y 5 tapones. Números solo alcanzados esta temporada por dos All-Stars de ley como Draymond Green y James Harden e inéditos en Portland desde los tiempos de Clyde Drexler. El techo de Nurkic en Portland no parece tal alto, pero su presencia se ha hecho notar bien rápido.

Delante, Oklahoma City mantenía la igualdad con un agresivo, aunque menos acertado que de costumbre. El base terminó con 45 puntos, pero a costa de un brutal 12/36 en tiros de campo. Desde el banquillo, el juego interior aprovechaba la recuperación de Enes Kanter (18 puntos y 10 rebotes) y el fichaje de un Taj Gibson (15 puntos) que anotó con diferencia la canasta de la noche sobre la bocina con un triple desde su propia cancha.

Un parcial letal


El duelo entre séptimo y noveno del Oeste (aunque separados por 10 victorias) llegaba igualado hasta el final, pero los Blazers lo empezaron a decantar a su favor con un demoledor parcial de 16-0 en cuatro minutos, gracias especialmente a un Jusuf Nurkic sensacional. Oklahoma City dio señales de vida al final, con un 2+1 de Westbrook y un triple de Álex Abrines que mantuvieron la emoción, pero la frialdad de Lillard en los tiros libres acabó sentenciando.

Para los Blazers, este triunfo era especialmente necesario en busca del octavo puesto del Oeste que aún persiguen. Denver, curiosamente el equipo que traspasó a Nurkic a cambio de Mason Plumlee, ha abierto hueco ahora mismo con tres victorias más que Portland. Una derrota ante Oklahoma City hubiera enviado a los hombres de Terry Stotts a compartir la 11ª plaza con Dallas. Recuperando al mejor Lillard, la pelea por los playoffs estará más caliente que nunca.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a nuestros artículos especiales y el podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Steve Kerr explica el fugaz fichaje de Calderón

Carrera de novatos nbamaniacs: ¿Merece Embiid el ‘ROY’?

Siguiente