Los Celtics ganan el duelo de históricos a los Lakers

3.253 a 3.252. La simbólica batalla por ser el líder de victorias en temporada regular en la NBA se decantó del lado de Boston. El equipo de Brad Stevens no dio lugar a sorpresas y se impuso en el duelo de históricos a unos venidos a menos por 113-107. De nuevo, remató la victoria con un final estelar, confirmándose como uno de los jugadores más en forma de toda la NBA.

Otro final, otra exhibición

Si solo se tuvieran en cuenta los últimos cuartos, Thomas sería el gran favorito para el MVP. Ante los Lakers, el base anotó 17 de sus 38 puntos totales en los 12 minutos finales, con un 6/9 en tiros de campo. En lo que llevamos de 2016-17, Isaiah Thomas promedia 10,7 puntos en últimos cuartos, claramente el líder de la liga, con un 49,3% en tiros de campo, un 42,5% en triples y un 91,1% en tiros libres, rozando el meritorio 50-40-90 cuando más calienta el balón.

El final de Thomas mantuvo a raya a unos Lakers que se mantuvieron hasta el final dentro del partido gracias a dos reservas como Lou Williams (13 de sus 21 puntos en el último cuarto) y Larry Nance Jr. (11 de sus 18, además de 11 rebotes y 3 robos). El equipo angelino, pero, pagó su inconsistencia en el resto del partido, alternando momentos de buen juego con otros momentos de ataques sin sentido.

Mirando al draft

Los Lakers, de esta forma, siguen despidiéndose de sus cada vez más remotas opciones de luchar por los playoffs, quedándose como tercer peor equipo de la liga con un balance de 17-36. Significativamente, el equipo entrenado por Luke Walton mantendrá su primera ronda del draft de 2017 (considerado potencialmente como uno de los mejores de los últimos tiempos) si su elección se queda en el Top-3. Si no, se iría a los 76ers.

Por su parte, los consiguieron un resultado con bastantes alicientes. Además de auparse al liderato histórico de victorias NBA, la derrota de los Raptors les afianza en el segundo puesto del Este, con solo una victoria menos que los líderes Cavaliers, y asegura a Brad Stevens ser el entrenador del Este en el próximo All-Star. Y, por supuesto, ganar a los Lakers siempre tiene un sabor especial en Boston.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Stephen Curry quiere jugar el Mundial de 2019

James Harden culmina la fiesta de Yao Ming con victoria de Houston

Siguiente