Los Celtics logran el segundo punto de la serie a lomos de Brown


Con las que se suponía que iban a ser sus dos grandes estrellas de la temporada fuera de combate, los Celtics están apoyándose en el juego colectivo, el saber hacer de su entrenador y en la capacidad de sus jóvenes para marcar las diferencias. Esta vez fue el turno de Jaylen Brown, responsable en buena parte del segundo triunfo de Boston ante Milwaukee que coloca el 2-0 en la serie.

Los Celtics se impusieron a los Bucks por 120 a 106 con Jaylen Brown como gran referente del juego para los locales. Brown se fue hasta los 30 puntos tras encestar 12 de sus 22 intentos, estableciendo un nuevo récord personal de anotación en playoffs. Asimismo, Brown se convirtió en el jugador más joven de la historia de los Celtics que anota 30 puntos en un partido de eliminatorias, mejorando el récord de Tom Heinsohn, el cual databa de 1957. De los jugadores en activo de la NBA, solo Derrick Rose, Brandon Jennings y LeBron James anotaron al menos 30 puntos en playoffs siendo más jóvenes que Brown.

Otro que sigue dando pasos al frente es Terry Rozier, autor de 23 puntos y 8 asistencias sin ninguna pérdida en 38 minutos como titular. Rozier, base del quinteto inicial de los Celtics tras la lesión de Kyrie Irving, no ha perdido ni un solo balón en los dos encuentros de la serie. Destacables también Al Horford con 16 puntos, 5 rebotes y 4 asistencias, Marcus Morris con 18 tantos y 5 rebotes como suplente y Shane Larkin también con 11 puntos desde el banquillo.

“La gente nos ha estado enterrando todo el año y seguimos demostrando que están equivocados y eso lo que vamos a hacer”, dijo Rozier en declaraciones obtenidas por Associated Press. “Tengo confianza. Mis compañeros y mi entrenador confían en que coloque al equipo y marque las jugadas. Seguiré haciendo lo que pueda para proteger el balón y que mis compañeros queden abiertos”.

Las pérdidas, clave

Nuevamente el duo formado por Giannis Antetokounmpo y Khris Middleton fue el responsable de anotar para los Bucks. Antetokounmpo logró 30 puntos, 9 rebotes y 8 asistencias y Middleton 25 tantos.

Desde mediados del primer cuarto Boston se puso por delante en el marcador y no volvió a estar por debajo. Los Celtics dominaron el partido y fueron mejores que los Bucks en asistencias (24-19), robos (10-3), tapones (6-4), puntos de suplentes (41-25) y pérdidas de balón (5-15). Y este último dato es el que probablemente le costó el partido a unos Bucks que concedieron 21 puntos merced a esas 15 posesiones perdidas.

Milwaukee llegó a lanzar con más efectividad que los locales —un tremendo 59,7% en tiros de campo por 53,% de Boston—, pero no hizo el juego coral necesario para pelear con garantías. “Tenemos que jugar mejor. Tenemos que jugar con un esfuerzo mayor. No hemos sido un equipo”, dijo Antetokounmpo. “Espero que volvamos a casa, protejamos nuestra pista jugando mejor y ganemos los dos partidos”.

El tercer partido de la serie se disputará el próximo viernes en Milwaukee con los Bucks obligados a ganar para no caer en el pozo del 3-0.


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.