Los Clippers ponen fin a su mala racha en San Antonio

Tras cinco derrotas consecutivas, Los Angeles se reencontraron con la victoria al vencer a los en el AT&T Center por 95-103. Se trata de un triunfo prácticamente imprescindible para los de Doc Rivers, que han pasado de la zona noble del Oeste a casi caerse de unos puestos de playoffs que empiezan a estar más caros que nunca.

El cuadro angelino se hizo con el triunfo pese a las notables ausencias de y de , segundo y tercer máximo anotador del equipo respectivamente. Esto dejó a como única gran figura de referencia, y el alero respondió rozando el triple-doble tras firmar 27 puntos, 9 rebotes y 9 asistencias. No obstante, las importantes bajas no hicieron que estuviese solo, pues jugadores como o le acompañaron con 18 y 15 tantos respectivamente.

Anotó también 18 puntos , quien fue titular por primera vez en toda la temporada, desplazando a Marcin Gortat al banco de suplentes. El pívot, una de las revelaciones de lo que va de curso, vio recompensado su excelente trabajo, aunque su presencia en el quinteto inicial restó aún más puntos a la segunda unidad de los de California. El banquillo de los Clippers es el que más anota de la NBA con 52,2 puntos de media, pero anoche no pudo pasar de 18.

Esperando a DeRozan

En los de Popovich, fue el mejor con diferencia. El ex de los Blazers terminó con 30 puntos y 14 rebotes, pero echó en falta algo de aportación ofensiva por parte del resto de la plantilla. , con 19 tantos, y , autor de 12, fueron los únicos en alcanzar los dobles dígitos, aunque el italiano lo hizo sin un gran acierto en el tiro exterior (2/7 en triples).

Tampoco estuvo fino , que volvió a las pistas tras perderse la visita a Minnesota debido a unas molestias en el tobillo, pero que no lo hizo ni mucho menos a su mejor nivel. El escolta se quedó en 8 puntos, su segunda peor marca como jugador de los Spurs, aunque aseguró que esto no se debió a sus problemas físicos: “Físicamente estoy bien” afirmó, “simplemente he jugado fatal”.

A contracorriente

El conjunto texano tuvo que afrontar la difícil papeleta de pasar la mayor parte del encuentro tratando de reducir una importante ventaja. Entre el final del primer cuarto y el inicio del segundo, los Clippers endosaron a los de Pop un parcial de 2-22 que abrió una brecha de 19 puntos (26-45), algo que los Spurs, por mucho que lo intentaron, no fueron capaces de compensar.

El choque se convirtió en un constante tira y afloja, pero San Antonio nunca fue capaz de volver a ponerse por delante. Por mucho que se acercase, siempre había una respuesta por parte de los angelinos, que supieron hacer de la necesidad una virtud para seguir aferrándose al codiciado octavo puesto.

(Fotografía de portada: Ezra Shaw/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Canasta ganadora de Derrick Rose contra Phoenix

Lonzo Ball, entre mes y mes y medio de baja por un fuerte esguince de tobillo

Siguiente