Los Hornets rompen una sequía histórica ante Miami

La sufrida afición de Charlotte vivió su primera alegría en Playoffs en casi 14 años. Los consiguieron ante Miami un triunfo que les permite acercarse en la eliminatoria (2-1 aún en contra) y mantener sus opciones de avanzar a segunda ronda. Desde 2002, la última temporada de la primera época de los antes de mudarse a New Orleans, la franquicia no ganaba un partido en Playoffs. De aquel equipo, que llegaría a colarse en semifinales del Este perdiendo ante los Nets de Jason Kidd y Vince Carter, solo una de sus estrellas, Baron Davis, queda formalmente en activo tras acabar la temporada 2015-16 en la D-League.

Los héroes ante Miami fueron dos jugadores hasta cierto punto ineseperados. Uno de ellos, , se rehizo tras un primer cuarto en el que (4/4 en triples) superó de forma clara su defensa en un desequilibrado emparejamiento. Los 13 puntos en el tercer cuarto del novato impulsaron un parcial de 18-0 que rompió de forma definitiva un partido, hasta entonces, de marcador apretado.

Linsanity en Playoffs

El otro jugador mostró la mejor cara de su siempre impredecible carrera. sigue viviendo su renacimiento en Charlotte como jugador importante siendo un peligro constante desde el banquillo y acabando con 18 puntos. Sus entradas a canasta fueron una pesadilla para Miami, especialmente para un Goran Dragic que llegó a ver más tiempo de la cuenta en el banquillo durante el segundo cuarto por problemas de faltas.

Jeremy Lin llega en espléndida forma a la parte decisiva de la NBA justo en un momento clave en su carrera. El base tiene la opción de salir al mercado el próximo verano, y quedan pocas dudas de que ese será el caso. Su bajo contrato ($2.2 millones para 2016-17 si aceptara su opción de jugador) y la esperada subida del tope salarial deberían reafirmar a Lin como un atractivo agente libre en los próximos meses. Toda una mejora respecto a la temporada pasada, cuando tuvo que aceptar una importante rebaja de sueldo en Charlotte tras un año para olvidar en los Lakers.

Regresión a la media

Para el equipo de Erik Spoelstra, esta derrota supuso regresar a la realidad tras dos majestuosas actuaciones en Miami. Los acumulaban un 57,8% de acierto en tiros de campo y un 52,9% en triples. Unas cifras astronómicas a estas alturas de temporada que habían permitido disparar las expectativas de verles como una alternativa fuerte a Cleveland. La temida “regresión a la media” afectó tanto a veteranos como Dwyane Wade, Joe Johnson o Goran Dragic como a los novatos Josh Richardson y Justin Winslow (2/12 combinado en tiros de campo). Sólo Luol Deng, con 19 puntos y una espléndida defensa durante casi todo el partido, se acercó a su nivel de los dos primeros partidos.

Mención especial en esta derrota para . Natural de Gastonia, un suburbio a las afueras de Charlotte, el pívot regresaba a casa como el principal ancla defensiva de Miami. Pero esta vez Whiteside perdió claramente la batalla interior. Pese a sus 13 puntos, 18 rebotes y 4 tapones, los Hornets anotaron 52 puntos en la pintura por solo 28 de los Heat.

Fiesta en Charlotte

Aún con la incertidumbre que rodea a los Hornets el próximo verano, con jugadores claves como Nicolas Batum (hoy ausente por su lesión de tobillo), Al Jefferson y Jeremy Lin a punto de ser agentes libres, la victoria de hoy da una alegría extra a un proyecto bien dirigido por Steve Clifford que parece sólido. El equipo, que ya fue el que menos balones perdió en temporada regular (12,5), sólo registró 3 pérdidas ante Miami. La consistencia de Charlotte en el control de balón será clave para ganar el próximo partido y volver a Miami con un 2-2 que deje la eliminatoria abierta.

Además, una derrota en este Game 3 hubiera supuesto para los Hornets su 13ª derrota seguida en Playoffs, lo que hubiera empatado la peor marca histórica en posesión de los Knicks entre 2001 y 2012. La franquicia propiedad de Michael Jordan pudo sonreir por primera vez en post-temporada desde su “refundación” en 2004 como Charlotte Bobcats. Buenos motivos para que esta victoria sea mucho más dulce de lo habitual.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Indiana pasa por encima de Toronto

Kevin Durant acaba expulsado en la batalla de Dallas

Siguiente