Los Magic asaltan Washington pese a los 42 puntos de Beal

La capital de los Estados Unidos se tiñó del color de la magia de Orlando. Los Magic se impusieron (120-127) a los Wizards en un partido en el que los locales contaron con delicadas bajas en la pintura. Sin embargo, fue el juego exterior de los de Florida el que terminó por marcar la diferencia, con 31 puntos de Evan Fournier y 24 de D.J. Augustin saliendo desde el banquillo. Bradley Beal fue el máximo anotador del partido con 42 puntos, pero su actuación cayó, una vez más, en saco roto.

Las lesiones de Thomas Bryant –quien será reevaluado en tres semanas por una reacción por estrés en su pie derecho–, Moritz Wagner e Ian Mahinmi obligaron a los Wizards a apostar por quintetos pequeños y otorgaron al rookie Rui Hachimura el papel de center inicial. Pese a perder la batalla por el rebote, fueron capaces de incomodar la ofensiva visitante congestionado la zona y obligando a trasladar la producción al exterior. Aquí, los Magic fueron letales con quince triples.

Así, los de Steve Clifford dominaron la primera mitad con un acierto del 58.8% en tiros de campo aprovechando la ineficaz defensa rival. Tras el descanso, la ofensiva se enfrió y entre Beal, Davis Bertans –21 puntos– e Isaiah Thomas –20 puntos y 7 asistencias– fueron socavando la resistencia rival. Un triple del escolta completó un parcial de 21-6 que ponía por delante a los de Scott Brooks por primera vez en el partido en el tercer cuarto. Una alegría que duró poco. Los Magic pisaron nuevamente el acelerador y entre Augustin y Michael Carter-Williams –cinco puntos en su regreso tras su lesión– devolvieron las aguas a su cauce y distanciaron a los visitantes por encima de los quince puntos. Una diferencia que administrarían hasta el final pese a un nuevo arreón de los Wizards.

‘Career-high’ de Markelle Fultz

El base parece haber encontrado en Orlando la estabilidad y la confianza que tanto ansiaba su juego. Fultz firmó ante los Wizards su ‘career-high’ al sumar 20 puntos con un 9 de 16 en tiros de campo. Una cifra a la que añadió seis asistencias y tres rebotes en un total de 31 minutos. Con este son nueve ya los encuentros consecutivos en los que el producto de la Universidad de Washington firma dobles dígitos en anotación.

Hasta el momento está siendo un buen año para el primer pick del draft de 2017. Fultz está promediando 11,7 puntos, 3,8 asistencias y 1,3 robos en 25,2 minutos, unos números que ascienden hasta los 15 tantos y un acierto del 53% en los últimos nueve encuentros. Aprovechando el acierto exterior de Evan Fournier y D.J. Augustin, el base ha sustentando su producción en un tiro a media distancia que se ha mostrado eficaz. Un rendimiento que le ha valido para ganarse la confianza de Clifford, ascendiendo al quinteto inicial.

No hace mucho tiempo, Fultz fue apartado de la liga a causa de sus problemas en el hombro derecho y la gran presión recibida desde diversos sectores llegó a amenazar incluso su carrera. Pero en medio de todo el sinfín de críticas recibidas, el base no perdió la confianza en sí mismo y ha empezado a despertar.

“Fue muy difícil”, explicó el jugador a Vincent Goodwill de Yahoo Sports recientemente. “Me preguntaba por qué me pasaban estas cosas. Pero nunca dudé de mí mismo. Sabía que tenía una lesión y conocía mis habilidades incluso cuando era incapaz de tirar a canasta.”

(Fotografía de portada de Patrick Smith/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Luka Doncic y Giannis Antetokounmpo, Jugadores del mes