Los Pelicans dejan escapar de forma absurda el partido ante Phoenix

Los lograron en Nueva Orleans la que posiblemente sea la victoria más extraña que hayan conseguido en mucho tiempo. El cuadro de Kokoskov se impuso a los por 136-138 tras una prórroga en un partido que parecían tener perdido a falta de menos de 8 segundos, pero que se acabaron llevando a base de un regalo tras otro. Quizás nunca los tiempos muertos (y la ausencia de ellos) tuvieron tanta importancia.

Con 7,7 segundos por jugarse, los locales mandaban por tres puntos (136-133) y tenían posesión tras un airball de que parecía dilapidar las opciones de Phoenix. pidió tiempo muerto para que el saque se produjera en la cancha rival, pero los suyos no fueron capaces de poner el balón en juego en los cinco segundos reglamentarios y la posesión volvió a ser para los de Arizona. Estos no pudieron usarla mejor, pues aprovechando que los Pelicans no hicieron falta, lograron empatar de nuevo el choque con un gran triple de a falta de un segundo.

¿Nueva prórroga, entonces? Nada más lejos. Alvin Gentry se empeñó en pedir un tiempo muerto que ya no tenía, lo que no dejó a los colegiados otra opción que pitarle una falta técnica que regaló a Devin Booker la opción de decidir el partido desde el tiro libre. Además, al tratarse de una técnica, la posesión volvió a ser para los Suns, lo que impidió a los locales tener una última posesión para buscar el milagro.

“Esa es la magia del deporte, nunca se sabe lo que puede pasar” aseguró el escolta aún asombrado por el sorprendente final. “Cuando llegamos al vestuario todavía no éramos conscientes de lo que acababa de pasar”.

Payton, al Olimpo del triple-doble

Igualmente sorprendente aunque menos estrambótico es ver el club al que se unió tras su gran actuación. El base, que acabó con 16 puntos, 13 rebotes y 16 asistencias, logró su cuarto triple-doble consecutivo, algo que solo otros siete jugadores han conseguido en la historia de la NBA, y no precisamente siete nombres menores: Maurice Stokes, Oscar Robertson, Wilt Chamberlain, Magic Johnson, Michael Jordan, Russel Westbrook y James Harden. Aunque es difícil no sentir que Payton desentona en la lista, es un reconocimiento más que notable a su buen hacer durante este curso.

Devin Booker, la máquina de puntos

Con 40 puntos y 13 asistencias en su haber, Devin Booker fue con diferencia el mejor jugador del encuentro. El escolta alcanzó esta cifra por segunda vez en la temporada (sexta de su carrera), y fue el encargado además de anotar la canasta que puso el empate a 122 que supuso la prórroga y del tiro libre que rompió el empate a 136 en el último segundo de la misma. Brilló también con 32 tantos, mientras que Josh Jackson se fue hasta los 19.

En los Pelicans, hasta nueve jugadores firmaron dobles dígitos en anotación, aunque solo con 21 logró alcanzar la veintena. El pívot añadió además 11 rebotes, tantos como , quien anotó 15 puntos en los 22 minutos que le dio Gentry.

(Fotografía de portada: Rob Foldy/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Brandon Ingram, operado con éxito para eliminar el coágulo de sangre en su brazo derecho

Russell Westbrook, suspendido un partido por acumulación de técnicas

Siguiente