Los Raptors 905 ganan la D-League

El segundo mejor registro de la historia en Temporada Regular (39-11) y el mejor récord de siempre a domicilio no podía suponer otra cosa que no fuera el título de la . Los , dirigidos por , se han proclamado campeones de la NBDL tras vencer en el tercer y definitivo partido a los Río Grande Valley Vipers (122-96).

Se trata del primer título para la franquicia afiliada a los Toronto Raptors. En su segunda campaña de existencia, los de Mississagua han firmado un curso ejemplar, superando problemas en el camino como las bajas de Walter Tavares y Alex Toupane justo cuando llegaban los playoffs. Para paliar esas ausencias, los canadienses tiraron de Pascal Siakam (MVP de las Finales) y de Bruno Caboclo, que habían sido parte de Toronto y que echaron una mano en el momento decisivo.

Los Vipers (afiliados de Houston), que se habían colocado 1-0 en las Finales, perdieron sus dos duelos como visitantes. El primero, en la noche martes, lo ganó para los Raptors Siakam (32 puntos y 10 rebotes). Además, estuvo bien asistido por otra de los fichajes de los Raptors, un Fred VanVleet que aportó 15 tantos. El base de Illinois ya había jugado 16 encuentros con los 905 este curso, pero se encontraba disputando los playoffs NBA con Toronto, dentro de su año de novato. Las urgencias de Jerry Stackhouse por disponer de jugadores desequilibrantes le llevaron a llamar a VanVleet para el segundo duelo.


En el tercer duelo, Cabloco (31 puntos y 11 rechaces) y el propio VanVleet (28 tantos y 14 asistencias), dieron la puntilla a los Vipers, con un muy flojo Kyle Wiltjer. A pesar de que el equipo canadiense se ha mantenido como un bloque toda la campaña, han sido jugadores procedentes de la escuadra de la NBA, de Toronto, los que han desnivelado la balanza a su favor con sus fichajes de cara a las eliminatorias por el campeonato. Cosas de la D-League, que hoy saluda a un nuevo campeón, el 10º distinto en sus 16 años ediciones. Sólo repiten Santa Cruz Warriors (2), Oklahoma City Blue (2) y los propios (2), que pierden la ocasión de ser el único equipo con tres entorchados.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a nuestros artículos especiales y el podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Portland lo tiene claro: Lillard y McCollum son intransferibles

Toronto avanza pese a una remontada épica de los Bucks

Siguiente