Los Rockets viajarán hoy a San Francisco para preparar su hipotético cruce contra los Warriors


Aunque su rival en las semifinales de conferencia aún no está decidido, los Houston Rockets, como el resto del mundo, parecen tener claro a quién se medirán en segunda ronda de estos playoffs. Pese a que la serie entre Golden State y Los Angeles Clippers marcha 3-2, el conjunto texano pondrá hoy mismo rumbo a la Bahía, anticipando el triunfo de los de Kerr en un intento de ganar tiempo de preparación.

Más que una falta de respeto hacia los angelinos, esta prematura marcha parece más bien una planificación basada en probabilidades. No escapa a nadie que, ya sea esta madrugada en el sexto partido o el domingo en un hipotético Game 7, los vigentes bicampeones son claros favoritos para pasar a la siguiente ronda, y desde Houston han trabajado teniendo esto en cuenta. Si los Warriors ganasen esta noche, los Rockets tendrían que jugar en Oakland el domingo a mediodía, y desde la franquicia han querido asegurarse de que los jugadores se acostumbren al huso horario de la costa pacífica.

Esto permitirá a los de D’Antoni llevar a cabo una sesión preparatoria el sábado en el Oracle, que estará disponible tanto si Golden State se impone en seis partidos como si es necesario el séptimo. En caso de que, tras siete encuentros, los Clippers se alcen como sorprendentes vencedores, los Rockets regresarían a Houston para abrir la serie en el Toyota Center ante un rival, a priori, bastante más asequible.

(Fotografía de portada: Gene Sweeney Jr./Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Pssst, suscríbete, navega sin publicidad y consigue acceso a nuestros artículos especiales, un chat exclusivo para suscriptores y redactores y escucha nuestro podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.