Los Wizards garantizan su presencia en el play-in a ritmo de triple-doble de Westbrook


El último billete que quedaba vacante para la postemporada ya tiene dueño. Los Washington Wizards, con su victoria por 120-105 ante los Cavaliers, se han asegurado una plaza entre los diez primeros de la Conferencia Este y estarán en el play-in después de un grandísimo cierre de temporada regular. Los capitalinos han alcanzado los 33 triunfos, una cifra imposible de igualar para los Bulls, el único de sus perseguidores que aún tenía opciones matemáticas de quitarles el puesto.

Cabe recordar que, a 5 de abril, Washington contaba con un balance de 17-32, y en ese momento prácticamente se les descartaba para luchar por un hueco en los playoffs. No obstante, son junto a Denver el equipo de la NBA que más partidos ha ganado desde entonces con 16, lo que ha supuesto un giro radical a su temporada y les hace llegar a las eliminatorias siendo un equipo muy respetado por todos sus potenciales rivales.

Como viene siendo habitual, los de Brooks estuvieron comandados por Russell Westbrook, que pese a haber superado a Oscar Robertson no se cansa de firmar triples-dobles. El base terminó con 21 puntos, 17 asistencias y 12 rebotes, liderando así a unos Wizards en los que hasta otros seis jugadores terminaron en dobles dígitos en anotación. Davis Bertans, con 17, fue el segundo en este apartado pese a su mala noche desde el triple (3/11), seguido de cerca por los 14 que firmaron tanto Rui Hachimura como Robin López.

Los capitalinos dejaron el choque encarrilado en el cierre del tercer cuarto, cuando un parcial de 10-1 les hizo entrar al último periodo con una ventaja de 90-76. Dicha diferencia creció pronto hasta los 19 puntos (95-76), una brecha que fue ya insalvable para unos Cavaliers faltos de recursos para competir.

Los de Ohio demostraron su deseo de ganar, pero también sus más que obvios problemas de profundidad. Si bien el quinteto inicial funcionó y sus cinco integrantes acabaron en dobles dígitos, la aportación de la segunda unidad estuvo mucho más limitada, y de hecho se vieron ampliamente superados en cuanto a puntos del banquillo, faceta en la que Washington se impuso por 58-16.

Collin Sexton, con 26 tantos, terminó como máximo anotador del equipo, mientras que Jarrett Allen brilló con un doble-doble de 18 puntos y 14 rebotes. Isaac Okoro y Cedi Osman le siguieron con 17 y 16 respectivamente, mientras que Dean Wade cerró la lista de hombres en dobles dígitos con 12.

(Fotografía de portada: Casey Sykes/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.