Los Wizards no son rival para la apisonadora de Denver

Los Denver sumaron este martes su sexta victoria consecutiva tras imponerse (117-104) a los . La defensa, el dominio en el rebote y la mayor calidad colectiva impulsaron un triunfo con el que los de Colorado cierran con pleno (4-0) una última semana como locales e igualan el mejor arranque de temporada tras 16 partidos de su historia.

Jerami Grant fue el máximo anotador de los Nuggets con 20 puntos saliendo desde el banquillo. Will Barton, con 17 puntos, y Jamal Murray, con 16, acompañaron su actuación, mientras que Nikola Jokic se prodigó en el rebote con 20 capturas, a una de su tope de carrera. Mike Malone volvió a aprovechar su profundo banquillo para generar diferentes alternativas en pista y mantener un alto ritmo durante todo el partido. Los diez jugadores de la rotación disputaron, al menos, doce minutos, y tan solo Will Barton superó la treintena.

Por su parte, los capitalinos firmaron un aciago día en el lanzamiento de tres –diez acierto en 40 intentos– y tan solo Jordan McRae, con 21 puntos, superó la quincena en anotación. Bradley Beal, Moritz Wagner y Davis Bertans aportaron 14.

Los Nuggets y su defensa diferencial

Los Nuggets han superado casi el 20 por ciento de la temporada regular y, hasta ahora, ha sido su defensa la que se ha erigido como la fuerza impulsora en sus 13 victorias. Actualmente, los de Mike Malone presentan el mejor ratio defensivo de toda la NBA. Su defensa solo permite un 43,1% de acierto en tiros de campo –sexto mejor dato de la liga–, porcentaje que cae hasta el 31,2% si hablamos de triples (2º).

Los Wizards tan solo pudieron acertar el 42,1% de sus lanzamientos, incluido un paupérrimo 15% en triples, mientras que los Nuggets capitalizaron sus errores con 21 puntos tras pérdida de balón. Una vez más, los de Colorado firmaron un buen papel manteniendo a raya a la estrella rival. Bradley Beal, quien afrontaba el partido con un promedio de 29,6 puntos por encuentro, tan solo pudo sumar 14 al errar 9 de sus 15 lanzamientos intentados, además de sumar cuatro pérdidas. Gary Harris fue el principal protagonista en la cobertura defensiva del pilar de los Wizards.

“Hay que tener un plan de juego para frenar al mejor jugador del otro equipo”, declaró Mike Malone tras el partido. “En los últimos dos partidos Gary ha defendido a dos de los mejores escoltas de la NBA. No lo ha hecho todo solo, pero si que ha hecho la mayor parte del trabajo.”

Siempre hay un pero

A pesar del gran rendimiento colectivo de los Nuggets, Malone quiso puntualizar el que fue el quizá único punto negro de los suyos durante el partido: las pérdidas de balón.

“Las pérdidas de balón fueron atroces esta noche”, declaró Malone sobre las 20 pérdidas sufridas por su equipo. “Eso es lo que les dije a nuestros jugadores. Construimos una ventaja de 20 puntos y luego solo en el tercer cuarto tuvimos diez pérdidas de balón para permitir 15 puntos. Y esta es la cuarta o quinta vez este año que cuando construimos una gran ventaja dejamos de ejecutar el ataque y perdemos el control de la pelota, por lo que tenemos que ser mucho mejores en ese sentido “.

Eso sí, cabe destacar que los Nuggets son el cuarto equipo que menos pérdidas de balón por partido comete, con 13,9.

Regreso de Isaiah Thomas a Denver

No fue un regreso ideal a Denver para Thomas, quien apenas pudo sumar tres puntos tras fallar siete de sus ocho lanzamientos. La temporada pasada, su estancia en Denver se limitó a tan solo nueve partidos después de regresar de una lesión en la cadera. Tras ello, Malone tomó la difícil decisión de sacar al veterano jugador de la rotación. Un movimiento que sabía que no le sentaría bien a Thomas.

“Sí, esas conversaciones nunca son fáciles”, admitió Malone. “Sabía que iba a estar devastado por eso, pero el desafío que después le ofrecí lo cumplió notablemente bien. Le dije “aunque esta no es la noticia que quieres, estoy tomando la decisión que creo que es mejor para nuestro equipo. No se trata de tí, pero necesito que sigas siendo ese líder y esa voz””.

Malone elogió todo lo que Thomas trajo al vestuario de los Nuggets la temporada pasada, incluidas sus cualidades de liderazgo, su fuerte personalidad y su voz. “Era la segunda vez que entrenaba a Isaiah, y creo que la gente probablemente no se dará cuenta de que lo extrañamos”, dijo Malone.

(Fotografía de portada de Matthew Stockman/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a nuestros artículos especiales y el podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Los Clippers frenan a Doncic y suman su sexto triunfo consecutivo

Playoffs en noviembre

Siguiente