Los Wizards se hunden pese a los esfuerzos de Bradley Beal

No debe ser fácil ser en estos momentos. Pese a los notables esfuerzos del escolta, los Washington no levantan cabeza y cayeron anoche por 123-110 en un partido crucial en Charlotte. Los , rival directo de los capitalinos en la pelea por estar entre los ocho primeros, se llevaron un choque de los que valen doble, pues consiguieron escalar hasta el séptimo puesto y dejar a los de Brooks muy descolgados de la pelea por los playoffs.

Con 46 puntos, Beal firmó su máxima anotación del curso, pero no fue suficiente para pelear siquiera por el encuentro en el tramo final. Sus compañeros acumularon un 26/72 en tiros de campo y un 6/29 en el triple, y solo y , autores de 15 y 16 tantos, parecieron dar el tipo.

En resumen, si estos Wizards fuesen un barco que se hunde, Beal estaría achicando agua con una cuchara mientras esta entra por un agujero de dos metros de diámetro.

Kemba marca el ritmo

En los Hornets, fue una vez más el mejor del encuentro tras convertir 27 puntos y repartir 11 asistencias, amén de varias canastas decisivas para romper el choque en el último periodo. No obstante, no estuvo tan solo como acostumbra, pues James Borrego introdujo varios cambios en el quinteto que, en vista del resultado, fueron positivos.

Por primera vez en su carrera Miles Bridges actuó como titular, y respondió anotando 14 puntos con un 6/9 en tiro. Esto supuso dos movimientos: el de al rol de sexto hombre, y el de a la posición de escolta, y ambos cumplieron con creces. El francés se fue hasta los 20 tantos, su mejor anotación en 2019, mientras que Lamb terminó con 16 puntos.

El triunfo da algo de aire a los Hornets, que aventajan ahora en 1,5 partidos a los Miami Heat, noveno clasificado.

(Fotografía de portada: Patrick Smith/Getty Images)