Mark Cuban: “Dejar escapar a Steve Nash es lo más tonto que hemos hecho”


El propietario de Dallas equipara su equivocación con el base canadiense a la decisión de New York de dejar salir a Porzingis

Han caído elogios por Texas –exactamente sobre Dallas– desde que los Mavericks cerraron con los New York Knicks la llegada de Kristaps Porzingis. Fue un movimiento arriesgado. El letón aún se estaba recuperando de una grave lesión y quedaba por ver si su recuperación le devolvía al nivel previo a la dolencia. En Dallas eso no generó duda alguna. Llegado el verano de 2019, y aunque no había disputado un solo minuto con ellos, le pusieron por delante un contrato de 5 años y 158 millones de dólares, o lo que es lo mismo, por el máximo.

A día de hoy, viendo que ha promediado en lo que se ha disputado de temporada regular, 19,5 puntos, 9,5 rebotes y 2,1 tapones, parece todo un acierto por parte de una gerencia de Texas que dio a cambio dos selecciones de primera ronda, Wesley Matthews, Dennis Smith Jr. y DeAndre Jordan; pero… ¿hubo algún momento de recelo por parte de Dallas para cerrar el acuerdo? Parece que no. Según explica el propietario de la organización, Mark Cuban, él mismo se quedó atónito al conocer que Porzingis estaba disponible, algo que le hizo lanzarse a por él mientras recordaba el gran error que cometió hace muchos años con Steve Nash.

“Cada equipo tiene sus propias razones para hacer los movimientos que hacen. Dejar escapar a Steve Nash es lo más tonto que hemos hecho. En aquel momento recibimos asesoramiento médico diciéndonos que su espalda no estaría bien. Obviamente ese consejo no fue bueno… Los Knicks tenían su propio criterio y estaban intentando hacer lo que habían decidido. A veces, simplemente, no funciona”, recalca en ‘Moose and Maggie’ de WFAN.

Cuban equipara lo que le ocurrió personalmente con Steve Nash, un dos veces MVP de la NBA, con la salida de Porzingis de la franquicia neoyorquina, pero lo cierto es que hay notables diferencias. La más clara y directa es que Nash quería continuar en Dallas mientras que Porzingis había entrado en una vorágine de problemas con los Knicks; tanto es así que llegó a pedir el traspaso para cambiar de aires. Por último, respecto a que Dallas saliese ganando –algo que en estos momentos se da por hecho– aún hay que esperar. El comienzo de Porzingis y Luka Doncic ha sido realmente bueno, pero el letón aún debe probar que su físico está preparado para resistir durante un largo periodo de tiempo.

(Fotografía de Rich Fury/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y un chat exclusivo en Discord para redactores y suscriptores.