Matthews apuesta por el yoga para mejorar su juego

llegó a Dallas coincidiendo con la ‘espantada’ de DeAndre Jordan. El que era hasta entonces alero de Utah firmó por el máximo salarial para convertirse en pieza clave de los de Texas. Por ahora no ha llegado a conseguirlo. En sus dos primeros cursos no ha alcanzado el 40% en tiros de campo (nunca antes le había ocurrido) y sus promedios de puntos (12,5 en la 2015-16 y 13,5 en la 2016-17) solo han sido superiores a los de su año de rookie. Matthews entiende que puede dar mucho más.

Por ello, y sabiendo que de su rendimiento depende en gran medida qué pueda hacer Dallas en la temporada que se avecina, este chico formado en Marquette ha optado por incorporar nuevas técnicas de entrenamiento a su catálogo, entre ellas el yoga.

“Se trata de mejorar al igual que en cada temporada baja. Tomaré un tiempo para reflexionar, pero menos que habitualmente. Trataré de añadir nuevos métodos y cosas que aún no he hecho. Intento hacer algo distinto cada temporada. En estos momentos el yoga está en lo más alto de mi lista de técnicas para mantener mi cuerpo fresco”, expresa a Mavs.com.

Objetivo playoffs

Matthews entiende que el próximo curso, con una conferencia Oeste reforzada hasta los dientes, se atisba como un enorme reto para su equipo. Quiere estar en playoffs y sabe que solo será posible si progresa y amplía sus habilidades sobre la cancha.

“Quiero ser capaz de hacer de todo. Quiero ser lo más completo posible. Sé que puedo ser efectivo en otras facetas además de lanzando a canasta. Energía, liderazgo y defensa siempre serán parte de ello. También me hace sentir orgulloso el poder asistir a otros chicos. Me siendo orgulloso de ser jugador de baloncesto y espero poder agregar más cosas a mi juego”, sentencia.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Récords de Wilt Chamberlain: sus hazañas menos conocidas

Steve Kerr espera entrenar sin más sobresaltos

Siguiente