Mike Malone y los Clippers como inspiración para saber cómo remontar

No fue tan estratosférica ni sonada como la remontada de los Clippers ante los Warriors de la pasada jornada, pero esta también tiene su aquel. Y si escuchamos a , también se entiende que una sirvió a la otra como referencia para saber cómo hacer las cosas.

Los , 16 abajo y con la sombra del 0-2 en la serie ante los Spurs, se inspiraron en lo hecho 24 horas antes por los Clippers para darle la vuelta a la tortilla y poner el 1-1 en el global

“Pude percibir en la cara de algunos de mis jugadores las dudas sobre lo que pasaría con este partido”, esgrimió Malone en la rueda de prensa posterior al partido. “Entonces [durante un tiempo muerto] les recordé lo que habían hecho los Clippers, así como todo el partido que nos quedaba por delante”.

Malone continuó diciendo que “sin embargo, solo iba a pasar si creíamos en ellos. Lo hicimos, nos pusimos a luchar, a atacar. Mis jugadores le pusieron todo el corazón y pudimos cerrar el partido gracias a un gran parcial de 57-32”.

Mucho del peso de la remontada estuvo sobre los hombros de , desaparecido hasta el tercer cuarto. Fue en ese momento cuando su chip cambió, y empezó a hacer lo que cualquier aficionado de los Nuggets espera de un jugador de su calidad. Y las cosas comenzaron a fluir y funcionar, tanto para él como para el equipo.

“Tenía un bloqueo mental. Obviamente, no estaba contento conmigo mismo, estaba frustrado”, comentó el mismo Murray. Durante el descanso, Malone tuvo un aparte con su jugador, intentando calmarle y transmitirle que debía respirar hondo para tomar decisiones más acertadas. Sin precipitaciones.

“Él estaba tremendamente frustrado en el descanso. No estaba lanzando bien. Tiros que nunca ha fallado en toda su carrera. Me senté con él y le dije que respirara. Cada lanzamiento en esta fase es casi como el fin del mundo”, transmitió Malone.

El banquillo no es una opción

Ante la opción de sentar a Murray por su escaso acierto en el tiro, Malone ha decidido que, cuando vengan mal dadas, va a confiar en su jugador. Porque lo que le sucedió en el primer partido fue una cuestión de confianza en sí mismo, según el técnico de Denver.

“Murray necesitaba el partido de hoy”, concretó el entrenador al ser preguntado sobre una suplencia de Murray. “Yo sabía que él necesitaba más minutos, que necesitaba estar ahí fuera. Necesitaba mostrarle que creo en él”.

(Fotografía de portada de Harry How/Getty Images).


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Portland Trail Blazers: primer equipo en colocar el 2-0

Steven Adams deja a Lillard en el suelo con un bloqueo

Siguiente