Mitchell Robinson, rey del tapón, logra hacerse un hueco entre los mejores novatos

El pívot, seleccionado en segunda ronda del Draft, obtiene un total de 77 puntos en las votaciones

La NBA ha oficializado los mejores quintetos rookies de la temporada regular 2018-19. Con Luka Doncic y Trae Young escogidos por unanimidad, cabe destacar la presencia del novato de los New York , , el cual tiene una historia tremenda tras de sí.

El pívot natural de Pensacola (Florida) abandonó su etapa de High School siendo uno de las mejores promesas del estado de Louisiana, acaparando numerosos galardones tanto a nivel individual como colectivo, y participando en los prestigiosos torneos McDonald’s All-American y Jordan Brand Classic.

Lo que parecía una carrera meteórica rumbo a la NCAA donde se comprometió, primero con Texas A&M, y más adelante con Western Kentucky; pronto se vería truncada debido a una falta de indisciplina que le dejó fuera de los Hilltoppers.

Sin embargo, Robinson no arrojó la toalla e intentó sin éxito un transfer que le permitiera unirse a la Estatal de Louisiana, Kansas y/o New Orleans. Esa segunda oportunidad nunca se llegó a rubricar, y el 18 de septiembre tomaba la decisión de renunciar a la universidad y preparar en solitario su desembarco a la NBA.

Tras casi un año preparándose por su cuenta y riesgo, decidía inscribirse al Draft, y los New York Knicks, comandados por Steve Mills y Scott Perry a la cabeza, le seleccionaron en el puesto 36 de la segunda ronda.

¿El gran robo del Draft?

Con una capacidad de intimidación impresionante y un físico propio del siglo XXI, Robinson ha logrado hacerse un hueco entre los mejores debutantes de la liga y podría catalogarse como el gran robo del Draft 2018.

El jugador de los Knicks ha disputado 66 encuentros oficiales (19 como titular) y ha logrado unos promedios de 7,3 puntos, 6,4 rebotes y 2,4 tapones por noche. Números que a simple vista no dicen gran cosa, pero que hay que analizar detenidamente, sobre todo su gran capacidad para colocar tapones.

Robinson se ha convertido en el primer rookie de la historia de los Knicks que consigue 161 tapones. Asimismo, ha finalizado 2º en el ranking de los mejores taponadores de la NBA, solo por detrás de Myles Turner (Indiana Pacers); y ha logrado poner al menos dos tapones durante 29 jornadas consecutivas siendo un debutante, números que no se veían desde Manute Bol (lo hizo durante 45 jornadas).

Por otro lado, es el primer novato de la historia de la NBA en promediar 2,40 tapones y un 60% en tiros de campo, y sus números prácticamente se duplicarían en 36 minutos sobre el terreno de juego: 12,8 tantos, 11,2 rebotes y 4,7 tapones por jornada.

(Fotografía de portada: Ronald Martinez/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Doncic y Young lideran los mejores quintetos rookies del año

Damian Lillard firmará una extensión súper máxima con Portland: 191 millones

Siguiente