NOLA se aprovecha de los Bulls para retomar la senda del triunfo

¿Usted tiene un problema? Juegue contra los y seguramente todo vaya mejor. Chicago, 3-9 de balance, fue la víctima perfecta para que los se reencontraran con la victoria, esa que abrazó a pares al principio de curso, 4-0 de arranque, pero que alejó luego con un 0-6. Cortó NOLA su sangría de seis derrotas seguidas en un partido trabado, feo, con imprecisiones por ambos bandos y Chicago en 16 pérdidas, por 18 de los locales (107-98).

El mejor Davis, la mejor noticia

Aunque anoche lo importante en New Orleans era cortar de seco la tendencia de derrotas y derrotas. Del buen juego ya se encargarán otro día. Así, en esa faceta, la de ganar y quién sabe si la de jugar bien de aquí en adelante, la mejor noticia para NOLA es que vuelve a afinar. La lesión de codo de hace un par de semanas le dejó fuera de combate algunos duelos, y los Pelicans lo notaron, y en otros no estuvo en plenitud. “Hoy me he sentido bien”, señaló el interior a los medios tras su actuación. Davis explicó que en los partidos recientes no había sido “él mismo”, que pensaba demasiado. “El entrenador me habló y me dijo que volviera a ser yo mismo”. Y vaya si lo fue.


Ayer se acercó mucho a ese Davis dominador y sus 32 puntos, 15 rebotes, 7 asistencias, 1 robo y 4 tapones vuelven a ilustrar que con La Ceja a tope, las posibilidades de triunfo de New Orleans se multiplican. En la faceta reboteadora, Davis, quien enmendó un mal arranque en el tiro para acabar con un buen 13/24, estuvo muy socorrido por Nikola Mirotic, 15 capturas ante sus antiguos compañeros.

Los Pelicans llegaron a gozar de ventajas cercanas a los 20 puntos donde su quinteto inicial, comandado por , dejó casi al completo buenas prestaciones estadísticas. Salvo Cameron Payne, el resto de titulares se fue por encima de los 15 puntos. LaVine, lo mejor de estos Bulls en lo que llevamos de 2018/19 y casi el único motivo para la esperanza, demostró que sigue muy en forma, con 22 puntos, 5 rebotes y 4 asistencias; Jabari Parker, 20 puntos, 13 rebotes, Wendell Carter Jr., 17 tantos y 11 capturas y , 3/12 en triples pero incluso así 17 unidades en su casillero, fueron las principales referencias ofensivas de los visitantes.

, casi triple-doble

El de los Pelicans, otro de los puntales de New Orleans, se quedó a un pase de canasta del que hubiera sido su cuarto triple-doble como profesional y el segundo con la camiseta de NOLA. Holiday, en el duelo ante su hermano Justin, dejó 17 puntos, 10 rebotes y 9 asistencias. New Orleans se coloca 5-6, el mismo que los Lakers, y a una victoria de los puestos de playoffs del Oeste, que sorprendentemente cierran ahora los Kings y su 6-5 de récord.