Phoenix destroza a unos Lakers sin Anthony Davis y se pone 3-2 arriba


Contra las cuerdas. Así quedan los actuales campeones después de que se viesen totalmente superados en el quinto partido por Phoenix, un equipo que aprovechó plenamente la ausencia de Anthony Davis y que al descanso ya tenía prácticamente resuelto el partido; eso sí, la alegría no fue plena en Arizona, ya que por el camino perdieron a Chris Paul, quien se resintió de su lesión en el hombro derecho. Mucho que contar, y otro tanto aún por ocurrir en una serie a la que no le está faltando de nada.

Los Suns salieron al Game 5 convencidos de que era su oportunidad. Se enfrentaban a los Lakers, que ya de por sí impone, pero tenían claro que estos son bastante menos fieros sin Anthony Davis en pista. Como se preveía, el ala-pívot no pudo jugar y Frank Vogel optó por cubrir su hueco con Markieff Morris. No funcionó. Bueno, no lo hizo tal movimiento ni ningún otro del head coach angelino durante los 48 minutos del encuentro.

El primer cuarto, saldado con ocho puntos de renta para Phoenix, vaticinaba una buena noche para los locales, algo que pronto quedaría refrendado con un clarividente 32-10 en el segundo cuarto que les llevaba al descanso ganando por 30 puntos (66-36). Tal déficit es el mayor sufrido por LeBron James en su carrera de playoffs y el segundo mayor en la historia de los Lakers en playoffs. Ahí se acabó la película. Los de Arizona mantuvieron la renta hasta el 115-85 final para cantar victoria y quedarse a un solo triunfo de pasar a la siguiente ronda.

Phoenix funcionó casi a la perfección durante la primera mitad con una sola pérdida, pero si alguien destacó ese fue Devin Booker. El escolta logró 22 de sus 30 puntos en esos 24 minutos de inicio para ser clave en la cómoda renta que logró el equipo. Tras él nadie realizó un encuentro espectacular, pero todos aportaron su granito de arena. De cara al sexto partido, Booker está seguro de que se mantendrán firmes. “No hay nadie que tenga miedo del momento. Somos un equipo seguro”.

Recaída de Paul

La única mala noticia para los Suns llegó en el tercer cuarto, momento en el que el hombro derecho de Chris Paul dijo basta. El base peleaba por un rebote con Wesley Matthews cuando recibió un golpe que le hizo caer de inmediato con gestos de dolor. Al levantarse señaló al jugador angelino y fue atendido de inmediato. Poco después se levantó y llegó a anotar dos tires libres. Después se marchó a vestuarios ovacionado. “Me asustó. Fue una sensación muy incómoda, un poco impotente”, comenta antes de aclarar que cree que estará bien para el sexto partido.

LeBron y un nuevo reto

LeBron James acabó la noche con 24 puntos sin jugar un solo minutos del último cuarto. El Rey no estuvo mal, pero es que no contó con colaboración alguna, sobre todo de una primera unidad que se quedó en 11 puntos… Especialmente doloroso fue el cero que aparece en el casillero de Dennis Schröder tras un 0 de 9 en tiros de campo. Ahora LeBron, quien en 15 años nunca había perdido dos partidos consecutivos en primera ronda de playoffs, tiene por delante el reto de mantener firme al equipo y evitar lo que nunca ha pasado: caer eliminado en dicha primera ronda. Para ello sabe que tienen que mejorar, ya que en el Game 5 les han pasado por encima. “Nos patearon el trasero. Es así de simple. Hicieron lo que quisieron para ganar este partido”.

Además de evitar a nivel personal caer en primera ronda, LeBron será clave en impedir igualmente que los Lakers entren en el club de los campeones eliminados a las primeras de cambio en el año que defienden título. Por ahora es algo que solo se ha dado en cinco ocasiones con cuatro equipos: Philadelphia 76ers (1984), San Antonio Spurs (2000 y 2015), Miami Heat (2007) y Dallas Mavericks (2012).

(Fotografía de Christian Petersen/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.