Popovich y Aldridge: “En 20 años nadie me había pedido el traspaso”

El entrenador de San Antonio , , ha reconocido a los micrófonos de ESPN que, durante el pasado verano, le solicitó el traspaso. Una rareza en su longeva y exitosa carrera, ya que hasta ese momento nunca había vivido una situación similar. El que fuera estrella de Portland Trail Blazers no estaba cómodo en el sistema de ‘Pops’, y así se lo reconoció en la reunión que ambos mantuvieron tras quedar apeados de la post-temporada.

“Fue así de simple. Dije: ‘Guau. Nadie me había dicho esto antes. Es mis 20 años nadie me había dicho algo como: ‘No estoy disfrutando. No tengo confianza. No estoy seguro de que me quieras aquí. Quiero que me traspases'”, señaló Popovich.

Aldridge, que cosechó en los pasados playoffs los peores números del curso (16,5 puntos y 7,4 rebotes), ha resurgido en esta temporada regular 2017-18. En ausencia del lesionado ha asumido las labores de líder con 22,6 tantos, 8,6 rebotes, 1,9 asistencias y 1,1 tapones en 33,8 minutos sobre el parquet. Dicha mejoría se debe al acercamiento que técnico y jugador han tenido durante el periodo estival. Ambos han compartido grandes momentos donde han averiguado cómo sacar lo mejor del uno y del otro.

“Tuvimos algunas cenas y reuniones donde nos reímos mucho. Y fui muy sincero con él. Le dije: ‘Sería feliz si te traspasara. Si consigo por ti un talento como el de Kevin Durant yo mismo te llevaría hasta el aeropuerto. Te sujetaría las maletas, te acompañaría hasta el avión y hasta a tu asiento’. Y rió cuando le dije todo este tipo de cosas… Pero aparte de eso, le reconocí: ‘Aquí soy tu mejor amigo y quiero que estés otro año y no vas a ir a ninguna parte. Porque un talento como tú no lo vamos a conseguir en ningún otro sitio. Así que solucionemos esto’. Y lo hicimos”, destacó.

Durante el presente curso su mejoría está siendo notable, tal como reflejan sus estadísticas. Aldridge ha alcanzado o superado la treintena de puntos en cinco ocasiones. Su mayor anotación ha sido de 41 tantos en el triunfo ante Memphis del pasado 29 de noviembre, y atesora hasta 17 dobles-dobles, tres de ellos durante el mes de enero contra Philadelphia, Portland y Sacramento.

“A medida que avanzaban nuestras discusiones, para mí fue evidente que la culpa era mía”, reconoció Pops. “Ha estado jugando durante nueve años en la NBA. Y no voy a convertirle en otro jugador. Podría hacer otras cosas en la parte defensiva o en el rebote. Pero en ataque, le movía a todas partes. Fue muy tonto por mi parte. Así que nos ocupamos de él y está siendo fantástico”, concluyó.