San Antonio derrota a Houston y da un paso clave para los playoffs


Once victorias seguidas cortadas de raíz por los Spurs. Triunfó San Antonio en el duelo de Texas (100-83) en un choque donde la baja de Chris Paul afectó notablemente a los Rockets, que venían de un balance de 11-0. Los de Gregg Popovich dan un paso decisivo para estar en los playoffs ya que con un récord de 45-32 son cuartos del Oeste y aventajan en 3,5 victorias a los Nuggets, novenos.

Otra vez Aldridge

Decía Manu Ginóbili algo así como que un estornudo de LaMarcus Aldridge asustaba a todos los Spurs. Tan imprescindible se ha hecho este jugador, que cualquier ausencia, por mínima que sea, aterra a los de Gregg Popovich. Aldridge firmó 23 puntos, 14 rebotes, 2 asistencias y 3 tapones y rozó casi el 60 por ciento de acierto en tiros de campo. Su trabajo, absolutamente demoledor por momentos, volvió a ser el faro para un triunfo vital de unos Spurs que han aprendido a vivir sin Kawhi Leonard. En ese sentido, antes del encuentro, Popovich aseguró a ESPN que su estrella regresaría a las pistas cuando Leonard y su entorno sintieran que “está listo”.

También Mills

Sería injusto que en la meritoria y clave victoria de los Spurs se destacara solamente al de siempre. Además de Aldridge, Patty Mills y su certero acierto desde el triple ayudaron a romper la contienda en la segunda mitad. El australiano acabó con 14 puntos, pero ese puntual éxito de cara al aro valió para que San Antonio abriera hueco.

Y también Gay

Entre los suplentes sería imposible olvidarse de Rudy Gay, un jugador que solo ha pisado los playoffs en su larga carrera como profesional de la NBA en una ocasión. Ahora, salvo debacle, seguramente lo pueda hacer con San Antonio, una de las razones por las que se unió a los Spurs. Gay, 21 puntos, se quedó a uno solo de su mejor actuación anotadora con San Antonio. Lo mejor, su hoja de tiro, con 9/13 en lanzamientos de campo en solo 23 minutos.

Récord de triples para Houston

Los Rockets al menos tuvieron un motivo de orgullo y de salir relativamente bien parados del choque. La derrota, más allá de cortar una buena racha, no afectará a su liderato del Oeste, aunque nunca es agradable caer. Sin embargo, sacaron un récord de su visita a San Antonio, un récord precisamente ostentado por ellos mismos. Hasta el domingo, Houston tenía la mejor marca de triples encestados en una temporada, con 1.181 logrados en la 2016-17. Contra San Antonio partían con 1.177 y registraron otros 7 para superar su propia marca y fijarla, de momento, en 1.184, informa NBA History.


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.